Andalucía destinó 42 millones a la cooperación internacional en 2016

  • 11,2 millones de personas se beneficiaron de los programas sufragados

Clase de violín a niños en la Fundación Baremboin-Said. Clase de violín a niños en la Fundación Baremboin-Said.

Clase de violín a niños en la Fundación Baremboin-Said. / archivo

Comentarios 2

Andalucía destinó en 2016 algo más de 42,1 millones de euros a la cooperación internacional al desarrollo a través de la Agencia Andaluza de Cooperación para el Desarrollo (Aacid). Del total del presupuesto algo más de 38,6 millones han sido subvencionados para organizaciones no gubernamentales, universidades y otros agentes de cooperación. Los destinatarios de estas intervenciones son los colectivos considerados prioritarios para la cooperación andaluza: juventud, infancia, población indígena y grupos étnicos y personas desplazadas, refugiados y con discapacidad, atendiendo a 11,2 millones de personas, con acciones específicas para mujeres que rondan el 50% de esa cifra.

El director de la Aacid, Néstor Fernández, explicó ayer en rueda de prensa que la Junta ha realizado, además, otras intervenciones en el ámbito de la cooperación vinculadas a la promoción de la cultura de paz a través de la Fundación Tres Culturas del Mediterráneo (1,2 millones de euros), Fundación Barenboim-Said (993.522 euros) y Fundación Legado Andalusí (300.00 euros). Respecto al ámbito de la agencia, las actuaciones se realizan en el marco del II Plan Andaluz de Cooperación para el Desarrollo Pacode 2015-2018, que tiene como principal objetivo la consolidación de procesos de desarrollo en los países prioritarios a los que se ha destinado casi el 74% del total del presupuesto y se han realizado 114 intervenciones.

Los planes se centran en infancia, juventud, indígenas, grupos étnicos y refugiados

Otras prioridades son las acciones humanitarias, el fomento de la ciudadanía solidaria, así como la mejora de la calidad y las capacidades de los agentes andaluces de cooperación. Fernández hizo hincapié en que, como recoge el informe del ejercicio pasado, "se han cumplido" los requisitos presupuestarios y se ha mantenido el porcentaje de financiación de intervenciones humanitarias igual que en años anteriores, con un 13, 7% del presupuesto (casi 5,3 millones de euros). Este importe ha permitido la realización de 14 intervenciones de emergencia y crisis crónicas en Siria (28,45%), Territorios Palestinos (37,55%), Haití (16,12%), Mali (7,14%) y Burkina Faso (7,14%). En Perú se han desarrollado actuaciones de carácter preventivo (7,14%) y de rehabilitación y construcción (7,14%).

Además de las acciones humanitarias, el presupuesto se ha distribuido entre otras del ámbito de la educación para el desarrollo (9%) y formación, investigación e innovación (4%). Así, se han desarrollado 41 acciones de carácter educativo por importe de 3,3 millones de euros y 22 relacionadas con la formación, la investigación y la innovación por importe próximo a 1,5 millones de euros (3,8% del total).

Como novedad, el año pasado se financieron tres actuaciones destinadas a la comunicación para el cambio social.

Fernández explicó que "la mayoría de los proyectos van encaminados a promover y mejorar las condiciones de salud, la educación y acciones humanitarias, así como consolidar procesos de desarrollo. De ellos se encargan, decenas de los agentes de la cooperación andaluza, que cuenta con más de 375 inscritos en el Registro de Agentes de la Cooperación Internacional para el Desarrollo en Andalucía".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios