Andalucía

Ferraz fía su apoyo a la financiación al blindaje del Estado de bienestar

  • El PSOE-A recuerda que la negociación debe darse en el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

Mariano Rajoy y Pedro Sánchez hablan "con frecuencia" y, para alegría de Susana Díaz, en una de esas conversaciones han tratado el bloqueo que sufre la negociación de la reforma del sistema financiación autonómica. Lo reveló ayer el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, antes de asegurar que el jefe del Ejecutivo le ha trasladado al líder de la oposición que tiene "voluntad de llegar a un acuerdo" para remodelar el modelo de reparto de fondos estatales entre las comunidades del régimen común.

En Ferraz tienen ya claro cuál es su prioridad en esa negociación: el blindaje del Estado de bienestar garantizando la inversión en sanidad, educación y servicios sociales y dependencia. Concretamente, los socialistas aspiran a garantizar un gasto del 7% del PIB en sanidad -frente al 5,57% actual-, del 5% en educación -que ahora se lleva el 3,67%- y del 2% en servicios sociales, sin incluir una futura renta mínima de inserción similar a la que la Junta acaba de poner en marcha en Andalucía. "Nos interesa la financiación autonómica en la medida en que da cobertura al Estado de bienestar", dijo Ábalos, que también se refirió a la necesidad de reformar paralelamente la financiación local y "modificar" la regla de gasto.

Estas peticiones no están muy lejos de las que mencionó la diputada andaluza de Podemos Carmen Lizárraga la semana pasada, después de reunirse con el portavoz parlamentario del PSOE andaluz, Mario Jiménez y la consejera de Hacienda de la Junta, María Jesús Montero. Se trató de la segunda reunión dentro de la ronda de contactos inaugurada por los socialistas antes de que finalice el grupo de trabajo creado en la Cámara andaluza, para buscar una voz única en la región antes de que se desbloqueen las negociaciones para la nueva financiación.

Estas conversaciones deben desarrollarse en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, que reúne a las comunidades del régimen común con el Ministerio de Hacienda y Función Pública. El propio Ábalos aseguró ayer que será en ese contexto donde se pulan "los detalles", pero confirmó que los gobiernos regionales del PSOE llevarán "como común denominador" las propuestas que él avanzó ayer. La idea de la dirección de Ferraz es convocar a los barones en un Consejo de Política Federal para poder debatir el asunto-

En San Vicente ven con buenos ojos las conversaciones entre Sánchez y Rajoy sobre una de sus prioridades políticas este curso. Sin embargo, el homólogo de Ábalos en Andalucía, Juan Cornejo, se encargó de recordar que el nuevo modelo debe negociarse en el Consejo de Política Fiscal y Financiera. La mano derecha de Susana Díaz a nivel orgánico aludió a la "arquitectura institucional" del país, para defender la importancia de este organismo que congrega a las regiones y al Gobierno central. "Seguimos defendiendo que tiene que ser la presidenta quien represente el interés de Andalucía y la consejera de turno quien asista al Consejo de Política Fiscal y Financiera", espetó Cornejo.

Para los socialistas andaluces "lo más importante " es que haya un "consenso interno" para que Montero pueda ir a Madrid "con la mayor fortaleza posible" y lograr "una financiación adecuada" para Andalucía. Eso sólo se logra, según Cornejo, con un acuerdo que salga del grupo de trabajo en el Parlamento, algo posible si se pregunta a los representantes de PSOE, Podemos e IU. Más lejos están los populares y los representantes de Ciudadanos, que han anunciado un voto particular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios