La ex alcaldesa de Jerez tendrá su primer permiso penitenciario por su comportamiento "modélico"

La cárcel de mujeres de Alcalá de Guadaíra (Sevilla) ha aprobado conceder el primer permiso penitenciario para la ex alcaldesa socialista de Jerez de la Frontera (Cádiz) Pilar Sánchez, que desde hace un año y dos meses cumple la condena de cuatro años y medio de prisión que le fue impuesta por el llamado caso PTA. Según confirmaron fuentes penitenciarias la junta de tratamiento del centro sevillano votó favorablemente el primer permiso para que Sánchez pueda salir de la prisión atendiendo a su comportamiento "modélico". Las mismas fuentes explicaron que una vez que la junta de tratamiento ha dado el visto bueno al permiso penitenciario, éste deberá ser validado por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria.

Desde que la ex alcaldesa ingresara el año pasado en prisión, donde imparte clases de inglés a sus compañeras, sólo ha abandonado las instalaciones penitenciarias el pasado mes de diciembre, cuando salió custodiada por agentes para ir al hospital jerezano por el fallecimiento de su madre.

Sánchez, que fue alcaldesa de Jerez entre 2005 y 2011, fue condenada a cuatro años y medio de prisión por delitos de falsedad en documento oficial, prevaricación y malversación cometidos en relación a la concesión de una subvención a una empresa para que se instalara en el Parque Tecnológico Agroindustrial de Jerez.

La sentencia, que fue ratificada por el Tribunal Supremo, recoge que la ex regidora cometió esos delitos al interceder para que un informe técnico aumentara de 9 a 14 los puntos con los que se evaluó la subvención de 244.000 euros que el Ayuntamiento concedió a TISA, una empresa dedicada a la fabricación de generadores de oxígeno, para que se instalara en suelos del Parque Tecnológico Agroindustrial (PTA).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios