Una plaga de langostas amenaza 15.000 hectáreas de cultivos en la comarca de Huéscar

  • La organización agraria COAG reclama a la administración una fumigación aérea urgente para evitar las pérdidas

La organización agraria COAG reclama a la administración la fumigación aérea urgente de una plaga de langosta que podría conllevar la desaparición de unas 15.000 hectáreas de cultivos de la comarca de Huéscar.

Los efectos de esta plaga están acabando con "miles de hectáreas" de árboles frutales, almendros y hortícolas al aire libre en la comarca granadina, lo que ha obligado a los agricultores a cortar los árboles y abandonar sus explotaciones, según COAG.

La langosta es un insecto con una alta capacidad de reproducción que devora con gran rapidez las hojas de los árboles.

Las zonas agrícolas granadinas más afectadas en la comarca de Huéscar son el paraje del Rincón y el del Higuerón, según la organización agraria, que solicita a la administración que intensifique los tratamientos para erradicar esta plaga mediante la fumigación aérea.

Ahora es el momento oportuno para controlar este insecto al ser la época del año en la que salen las larvas, según COAG, que mantiene que los productores ecológicos de la zona han tenido que abandonar este método porque les resulta imposible sacar adelante sus cultivos sin aplicar tratamientos fitosanitarios.

COAG advierte de que el problema se puede agravar dada la rapidez con la que se propaga esta plaga, por lo que reclama a la Delegación de Agricultura de la Junta de Andalucía que intensifique las labores de fumigación aérea para evitar que se extienda a comarcas cercanas como Baza y Guadix, como ya ocurrió el año pasado. Concretamente, en 2007 la intensa plaga de langostas ocasionó pérdidas de hasta cinco millones de euros en los cultivos de frutos secos y cereal, según los datos ofrecidos por la organización agraria la temporada pasada. Una de las cosechas más efectada en por este insecto el año pasado fue la de la almendra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios