Calle se enfrenta a su pasado

  • El delantero del Nástic asegura que el partido ante su ex equipo será "muy especial" y confiesa que "tengo muchas ganas de jugarlo, en Chapín sólo pude estar un minuto en el campo por la expulsión de Roberto"

Antonio Calle se enfrentará a su pasado el domingo en el Nou Estadi. El delantero del Nástic se medirá al Xerez, su ex equipo, por segunda vez esta temporada, aunque realmente casi se puede decir que será la primera.

El punta debutaba en Chapín con su equipo en la primera vuelta el día de su cumpleaños y no tuvo demasiado suerte. Su compañero Roberto fue expulsado en el minuto uno de partido y Javi López, técnico entonces del equipo, no dudó en sacar del campo al madrileño para que entrara Juanmi, guardameta suplente del conjunto catalán. Vamos, que Calle lo único que pudo hacer en Jerez fue posar para la foto.

Ahora, el ariete volverá a medirse a los azulinos en un encuentro tan especial o aún más si cabe que el de la primera vuelta, ya que en el Xerez, además de Moreno, Jesús Mendoza, Francis y Portela, están también Esteban Vigo y Emilio Viqueira, dos grandes amigos suyos.

Para Esteban sólo tiene palabras de agradecimiento. "Con él mantengo una buena relación y hablamos a menudo. Es un buen entrenador, a mí me fueron las cosas muy bien con él porque me dio confianza. Cuando él llegó, yo ya estaba jugando pero con él me sentí muy a gusto en el campo. Cuando llegó en la 03/04, logró que el equipo remontara y espero que ahora repita experiencia".

Sobre Vicente Moreno y Viqueira, apunta que "son dos grandes amigos míos y siempre es bonito encontrarte con ellos. Como futbolistas creo que no hace falta que hable mucho de ellos porque todo el mundo sabe lo buenos que son y lo importantes que son para el juego del Xerez".

Lógicamente, no oculta que el encuentro será para él "muy especial, ya que en la primera vuelta apenas pude jugar por la expulsión de Roberto. Todavía quedan allí algunos compañeros y es bonito recordar con ellos los momentos que nos tocó vivir. Guardo un recuerdo muy grato del Xerez, de Jerez y de la afición. Sigo muy de cerca los resultados y también todo lo que pasa".

A estas alturas de Liga, nadie pensaba que Nástic y Xerez estuviesen tan abajo ni Calle, tampoco. "Me hubiese gustado llegar a este partido en otras condiciones para poder disfrutar enfrentándome a mis ex, pero ahora mismo, los dos equipos nos jugamos la vida y va a ser complicado. Nadie se lo explica, porque los dos equipos tenemos buenas plantillas, con jugadores importantes en la categoría. Por unas circunstancias u otras nos hemos metido abajo y ahora cuesta salir. No hemos hecho los deberes en lo que va de Liga y hay que hacerlos ahora en los partidos que faltan".

Y él espera que los deberes los hagan "los dos equipos. Quiero que se salve el Nástic sobre todo, pero el Xerez también. Por plantilla, afición y ciudad, ninguno de los dos equipos se merecen bajar".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios