fútbol tercera división

Savia nueva para amarrar la salvación

  • José Ignacio Goma y Alberto Durán, los dos últimos fichajes del Guadalcacín, creen que hay plantilla más que suficiente para lograr un año más la permanencia

José Ignacio Goma y Alberto Durán estrechan sus manos después del partido que el Guadalcacín disputó el pasado domingo contra el Castilleja. José Ignacio Goma y Alberto Durán estrechan sus manos después del partido que el Guadalcacín disputó el pasado domingo contra el Castilleja.

José Ignacio Goma y Alberto Durán estrechan sus manos después del partido que el Guadalcacín disputó el pasado domingo contra el Castilleja. / Manuel Aranda

El CD Guadalcacín mira al futuro con optimismo pese a la mala racha de resultados que tiene a los de Alberto Vázquez con nueve partidos sin ganar, mala dinámica que tratarán de volcar en casa de otro gallito de la categoría como es el Sevilla C, tercero en la tabla clasificatoria.

El equipo guadalcacileño ha incorporado hace unos días a dos nuevos jugadores que llegan para sumar y dar más competitividad a una plantilla que se había quedado corta por las lesión de Álvaro Ramírez, que como se sabe se pierde lo que queda de temporada; y las de Lebrón y Alberto Piñero, jugadores a los que aún les quedan varias semanas para poder reaparecer.

La directiva y el cuerpo técnico cerraron el pasado fin de semana los refuerzos de José Ignacio Goma y Alberto Durán; el primero procedente de la Lebrijana y el segundo cedido por el Cádiz B: un centrocampista con calidad y alma de delantero y un mediocentro que también puede actuar en la zaga. Jugadores jóvenes -20 años Goma y 19 a punto de cumplir la veintena Durán-, con proyección y con ganas de tener los minutos que no han podido tener en dos equipos de la zona alta de la clasificación.

Ambos llegan con ganas y seguros de que hay plantilla más que suficiente para conseguir el objetivo de la permanencia un año más en Tercera División, poniendo el foco en los partidos del Fernández Marchán para que un año más la pedanía jerezana tenga fútbol de categoría nacional.

Tanto Alberto Durán como Ignacio Goma estuvieron presentes en el partido del pasado domingo que se saldó con la primera derrota del Guadalcacín esta temporada en casa. El defensa estuvo muy atento a las evoluciones de sus nuevos compañeros y cree que "hay cosas que mejorar" pero señala que "tenemos un buen equipo y hay materia", tan sólo que "tenemos que pulir un par de cositas". "Aquí en casa -prosiguió- tenemos que hacernos más fuertes, en lo que queda de Liga no podemos perder puntos y menos contra rivales directos como el Castilleja".

Y es que de colocarse con nueve puntos de ventaja sobre un rival directo, ahora el Castilleja, un equipo que hace un mes parecía desahuciado, está a tres puntos y metido de lleno por la salvación: "Nos han recortado tres puntos y a partir de ahora en casa tenemos que sacar adelante todos los partidos que nos sean posibles y fuera más de lo mismo. Tenemos equipo para ello", recalca el futbolista. "Por lo que me han dicho, ha habido partidos que se han empatado pero que merecimos sacar los tres puntos. Puntuar siempre es bueno pero en casa no podemos perder".

El mediocentro explica que intentará llega "para sumar mi granito de arena e intentar ayudar lo máximo posible" y de su paso por el Cádiz B apunta que "cada vez que he podido entrar he tenido alguna lesión, no he tenido muchas oportunidades así que lo mejor era salir para tener minutos y la continuidad que me hace falta".

Durán insiste en que el Guadalcacín se salvará: "Esta categoría es muy competitiva, he visto a todos los equipos y creo que podemos salvarnos. Es más, allí el Guadalcacín contra el Cádiz B empató cero a cero y fue un gran equipo. Yo veo que hay materia suficiente aunque hay que pulir cosas. Cambiando un poco el equipo saldrá adelante sin problemas".

En cuanto a sus características, comenta que "puedo jugar en varias posiciones; donde más cómodo me encuentro es de 6 y también lo puedo hacer tanto de 8 como de central, y además en cualquier posición, tanto en la derecha como en la izquierda".

El domingo toca un hueso duro, un Sevilla C que sólo ha perdido un partido en la Ciudad Deportiva José Ramón Cisneros. "Cada partido a partir de ahora es una final y sobre todo en casa tenemos que hacer un fortín. Fuera hay que ir a intentar ganar partidos pero la salvación pasa por sacar lo máximo posible fuera y no fallar en casa. Hay que ganar seis partidos, estamos ahora en una mala racha pero veo al equipo bien y no creo que tengamos problemas".

José Ignacio Goma también presenció la derrota de su equipo en el Fernández Marchán: "Cualquier equipo, incluso el último, te puede complicar la vida. Lo hemos visto con el Castilleja, que tampoco hizo nada del otro mundo y creo que fue más demérito nuestro que acierto del rival. Lo teníamos todo a favor cuando nos pusimos por delante tan pronto, con lo que cuesta hacer un gol en esta categoría, y lo desaprovechamos pero creo que entre todos juntos sacamos esto adelante".

Efectivamente, el Guadalcacín le ha dado 'vidilla' al Castilleja: "Vino para seguir sumando y no desengancharse, se nos pone (el partido) a nuestro favor y en dos acciones en las que teníamos nosotros el balón nos hacen los dos goles. Esperemos corregir estas cosas y estoy seguro de que sacamos esto adelante".

Goma se entrenó por primera vez con sus nuevos compañeros el pasado viernes y se ha encontrado un vestuario muy receptivo: "Nos han recibido muy bien. Los conozco de hace un día pero la verdad es que el vestuario estaba jodido porque nos veíamos con la situación de ganar el partido y se nos escaparon los tres puntos, que eran vitales para seguir remando y escaparnos de las posiciones de descenso".

Ya son nueve jornadas sin ganar, algo que Goma considera que son rachas "que cogen todos los equipos pero en el momento que consigamos una o dos victorias tiraremos hacia arriba y seguiremos ganado. Vengo de un club como la Lebrijana, que no está arriba por suerte sino por el trabajo de la plantilla. Enganchamos bastantes victorias y ahí sigue el equipo. Quiero decir que en el momento que encaucemos dos o tres victorias seguidas seguro que cogemos confianza, tiraremos hacia arriba y nos vamos a salvar".

Ignacio Goma militó la temporada pasada en el Xerez Deportivo FC, del que salió para enrolarse en la Balompédica Lebrijana, donde comenzó la temporada jugando como titular: "El técnico confió en mí y los tres primeros partidos los jugué titular pero en un entrenamiento me rompí la nariz y estuve un mes de baja. A la vuelta me gané de nuevo la titularidad pero tuve una distensión en el ligamento de la rodilla y otra vez fuera. A partir de ahí jugaba algunos minutos pero yo lo que quiero es tener más continuidad y sé que Alberto tiene mucha confianza en mí".

De hecho, su llegada es una apuesta personal del técnico, una confianza que viene de lejos: "El último partido mío de juvenil fue aquí en el ascenso del Xerez, hice un buen partido y tuve la suerte de marcar. Desde entonces lo que me dicen es eso, que Alberto me quería el año pasado. Al final me quedé en el Xerez; se intentó pero los clubes no llegaron a un acuerdo y seguí en el Xerez y no puedo tener malas palabras hacia el club porque estuve muy bien. Este año me llamaron de Lebrija, tenía intención de seguir en el Xerez pero por diversas circunstancias decidí ir a Lebrija y desde el principio muy contento hasta la mala suerte de las dos lesiones y sabiendo que Alberto siempre ha querido traerme aquí".

Cuando se le pregunta qué puede aportar al Guada contesta que "yo solo no creo que aporte nada pero seguro que todos unidos remando cada uno y poniendo su granito de arena podemos hacer mucho. El equipo tiene condiciones y lo que hace falta es encadenar algunas victorias seguidas. Por mi parte, en el centro del campo puedo tener el balón y llegada, espero poder hacer bastantes goles aquí". Quizá haya dado con la palabra clave: la unión. "Hay que hacer piña, no podemos estar cada uno por su lado porque es cuando los equipos empiezan a ir hacia abajo. Hay que unirse, escuchar al míster y jugar para ganar".

Completada la primera vuelta y visto a todos los equipos, Goma cree que no hay tres equipos peores que el Guadalcacín -descienden los tres últimos- sino "unos cuantos más o muchos más pero cualquier equipo en esta categoría es competitivo y siempre tiene a dos o tres arriba con calidad, rápidos y que en cualquier jugada te hacen gol. Hay que tener mil ojos porque no te puedes relajar con ninguno. Al haber tanta competitividad tenemos que superar a los demás en juego y también en intensidad". Y, cómo no, cerrar la portería en casa: "Está claro que la salvación pasa por aquí. Tenemos que ir ahora a Sevilla y luego a Espiel y son equipos que en su campo son fuertes. De casa tenemos que hacer un fortín y rascar puntos donde sea y encadenar unas cuantas victorias".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios