Viqueira podría ser hoy azulino

  • Las posturas están mucho más cercanas pero sigue faltando el visto bueno del Levante, que continúa firme en su postura de no abonar al centrocampista la totalidad de las cantidades que le reclama para salir

Emilio Viqueira puede convertirse hoy en jugador del Xerez hasta el próximo 30 de junio. El Deportivo y el centrocampista gallego están totalmente de acuerdo en todos los puntos de la cesión, pero falta el visto bueno del Levante, que sigue empeñado en no pagar al futbolista lo que le adeuda y hasta hoy no se pronunciará de forma definitiva.

Viqueira sabe que para salir de la entidad azulgrana deberá perdonar dinero pero lo que no está dispuesto a aceptar es que el club aproveche sus ofertas para dejarle sin la parte de su contrato que le corresponde desde su fichaje en verano hasta estos momentos.

El consejo de administración de la entidad valenciana se muestra inflexible pero es probable que esta misma mañana, tras un nuevo encuentro con Rodri, representante del futbolista, desbloquee el tema para que Viqueira pueda recalar en el Xerez.

Al cierre de esta edición, Rodri se encontraba reunido con los consejeros del Levante y esta misma mañana lo hará el jugador, con la intención de realizar un último intento poner fin a la situación que está viviendo. Y es que Emilio ni puede jugar ni le dejan salir para que lo pueda hacer.

En la entidad azulina dan por cerrado el acuerdo y esperan que hoy quede resuelto el tema, ya que su intención es la de contar con el jugador cuanto antes.

Viqueira sería el tercer refuerzo en el mercado de invierno, pero aún abría hueco para un cuarto, el delantero que la entidad busca. La secretaría técnica azulina ha sondeado el mercado sudamericano pero finalmente lo ha descartado dadas las cifras mareantes que todos los clubes pedían por sus delanteros.

En concreto, el Xerez había echado sus redes en un punta uruguayo que finalmente ha recalado en un equipo mejicano.

En cuanto a los futbolistas descartados, tanto Benjamín Zarandona como Miki Roqué se encuentra a la espera de solventar sus respectivos contratos. En el caso del centrocampista, es probable que en las próximas horas llegue a un acuerdo definitivo con el club para rescindir, mientras que al defensa tanto el Liverpool como el Xerez le están buscando acomodo en un equipo de Segunda B o en una liga extranjera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios