"Desde siempre he tenido rivalidad con el Córdoba"

Enfrentarse al equipo de su tierra no es algo que suceda muy habitualmente, pero el próximo fin de semana Jorge Luque se verá las caras con el Córdoba. Será pues un partido distinto para un cordobés de nacimiento pero que hace mucho, "desde que me fichó el Sevilla", que hizo las maletas para dedicarse a esto del fútbol de manera profesional. Cantera del Sevilla, Alicante y Xerez han sido los destinos del mediocentro, que parece haber convencido a Casuco con sus últimas apariciones.

Para Luque, jugar ante el equipo blanquiverde será diferente "sobre todo porque mi familia es del Córdoba", pero no oculta que "ahora mismo quieren que gane el Xerez, lo necesitamos más que ellos".

El organizador azulino explica que "nunca he llegado a vestir la camiseta del Córdoba, es más, siempre ha sido uno de mis rivales. Salí de Las Palmeras, un equipo de Córdoba, luego pasé al Séneca y siempre hemos tenido rivalidad con el Córdoba. Ganarles era para nosotros algo importante. Para mí va a ser especial, pero tampoco me lo quiero tomar como revancha, lo principal ahora mismo son los tres puntos y tratar de salir cuanto antes de la zona en la que nos encontramos".

Pese a que no pretende dar demasiada trascendencia al partido, Luque no oculta que "jugar contra el Córdoba me motiva bastante porque es el equipo de mi ciudad, y es algo muy bonito. De todas formas, el Córdoba un equipo que me gustaría que mantuviera la categoría, principalmente por cómo trabaja como club, pero le desearé la mejor suerte a partir del domingo, eso está claro".

En el último partido, el cordobés recuperó la titularidad y fue uno de los destacados, una circunstancia que le hace sertise "contento, siempre que uno está dentro del once y te salen las cosas medianamente bien todo se ve de otra manera".

No obstante, el canalizador del juego xerecista confía en "jugar varios partidos seguidos porque eso te da confianza y eso es lo que queremos los medioscentros del equipo, continuidad, pero no es nada fácil. Uno intenta aprovechar sus oportunidades y es evidente que cuantos más partidos tengas como titular más confianza irás cogiendo, pero ya digo que somos una plantilla amplia y no es sencillo estar en el equipo".

Y es que el ex del Alicante comenta que "intento ganarme cada día la confianza del entrenador porque sé que tengo que ser un futbolista importante en este equipo. Físicamente me estoy encontrando muy bien últimamente y creo que estoy en un estado de forma bueno.

La buena imagen ofrecida en Mendizorroza y el punto conseguido es para el volante "muy positivo, sobre todo porque todo lo que sea puntuar en la situación que estamos nos viene bien. Aún así hay que seguir trabajando, seguir manteniendo como mínimo la misma actitud que el equipo tuvo en Vitoria y si se consigue hacer eso cada domingo seguramente tiraremos para arriba".

Con Juan martínez 'Casuco' en el banquillo, el fútbol de toque intenta hacerse un hueco en la mentalidad del plantel xerecista, un hecho que a Luque le "agrada". "Está claro que cuando a un entrenador le gusta jugar al fútbol, tener el balón e intentar jugar por bandas está claro que los jugadores de mis características nos encontramos más cómodos. De todas formas, siempre digo que la confianza se la da uno mismo y cuando uno sale al campo tiene que ser un tío echado para adelante, un tío que tenga responsabilidad y con eso conseguirás jugar más", continúa el centrocampista del Xerez

Después de un mes a las órdenes del entrenador murciano, Luque entiende que el nuevo preparador "nos ha intentado transmitir intensidad en cada entrenamiento. Quiere que tengamos actitud, ir al cien por cien en cada jugada, apretar arriba y adelantar mucho las líneas. Esa tiene que ser nuestra base, ser un equipo valiente, y en eso estamos. Creo que poco a poco estamos asimilando las cosas que el míster quiere que hagamos sobre el terreno de juego".

Precisamente, dentro de ese abanico de solicitudes, Casuco ha insistido en el trabajo defensivo, según explica el medio cordobés. Para él, "el equipo está trabajando para mejorar los problemas que tenemos en defensa. Está claro que defensivamente no estamos bien y que nos han hecho muchos goles esta temporada, pero a la hora de defender la culpa es de todos no solamente de la defensa. A veces la gente se confunde cuando se habla de que un la culpa es de la defensa. Quizás no apretamos lo suficiente en el resto de las líneas y deberíamos estar mejor si queremos subsanar ese asunto, pero ya digo que en ello estamos. El otro día se notó en Vitoria".

Por último, el futbolista azulino da una trascendencia importante al partido del domingo. "Para nosotros va a ser un partido vital, un partido de alto riesgo porque tenemos que conseguir los tres puntos como sea. De no hacerlo nos meteremos en problemas. Ellos no llegan en su mejor momento, llevan cuatro partidos sin ganar y creo que con el respaldo de todos sacaremos esto adelante", concluyó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios