fútbol Xerez DFC - La Palma CF: 2-0 / Xerez CD - Atlético Espeleño: 4-1

Motociclismo l Gran Premio de Portugal

A la tercera fue la vencida

  • El mallorquín Jorge Lorenzo logra su primer triunfo en MotoGP por delante de Pedrosa, mientras que en el cuarto de litro Bautista obtiene la victoria y en 125 Olivé y Terol terminan segundo y tercero

Jorge Lorenzo va camino de convertirse en un hito en la historia del motociclismo español y mundial tras la exhibición realizada en el circuito de Estoril, donde se adjudicó el triunfo en el Gran Premio de Portugal de MotoGP por delante de su gran rival Dani Pedrosa y de Valentino Rossi.

Lorenzo se ha convertido, por un solo día de diferencia, en el piloto más joven en lograr tres podios consecutivos en la categoría reina y, además, lo ha hecho con una espectacular victoria fruto de un ritmo y una superioridad que en esta ocasión resultó incontestable para todos sus rivales, entre los que había no pocos campeones del mundo, uno de los cuales fracasó de manera estrepitosa como fue el australiano Stoner. Con esta primera victoria en MotoGP, Jorge Lorenzo además se hizo con el liderato del Mundial, empatado a puntos nada menos que con Daniel Pedrosa.

El balear, que había logrado su tercera pole del año, se vio sorprendido en la salida por el italiano Rossi (Yamaha YZR M 1) y por el propio Pedrosa, que fue el primer líder de la carrera, pero ese puesto le duró apenas un par de curvas.

Primero fue Jorge Lorenzo el que lo superó y luego fue el turno del italiano, que aguantó tras Lorenzo hasta el segundo giro, se colocó al frente de la carrera y comenzó a tirar para intentar escaparse. Tres vueltas rápidas consecutivas no le sirvieron para nada, pues tras su estela se pegaron los dos españoles y un convidado de piedra como Dovizioso, que fue el primero en desaparecer de la lucha por la victoria al sufrir una caída en la decimosexta vuelta.

Rossi aguantó al frente de la carrera hasta el duodécimo giro y tras él estuvo Pedrosa, que dio buena cuenta de Lorenzo en una apurada de frenada a final de recta verdaderamente espectacular, pero eso acabó siendo el detonante de la eclosión definitiva del mallorquín, que en la siguiente vuelta adelantó a Pedrosa en el mismo sitio y en la entrada de la chicane se metió por dentro al siete veces campeón del mundo.

Ahí comenzó a gestarse la primera victoria de Lorenzo. Había realizado dos vueltas rápidas anteriormente, y después de colocarse al frente de la prueba marcó cuatro vueltas rápidas casi consecutivas que le permitieron abrir un hueco frente a sus perseguidores que acabó siendo definitivo. Poco a poco, el piloto de Mallorca se hizo acreedor de la victoria administrando su ventaja, en tanto que Pedrosa se consolidó en la segunda plaza. Por atrás cayeron Dovizioso y un giro después, cuando marchaba quinto, el estadounidense Nicky Hayden. Casey Stoner se esforzaba por ceder el menor tiempo posible y por no perder una de las centralitas electrónicas de su moto que colgaba por fuera del carenado de su Ducati. Al final logró una meritoria sexta plaza tras rodar décimo.

En el cuarto de litro Álvaro Bautista también se adjudicó su primera victoria de la temporada al imponerse sin paliativos al resto de rivales. Tan sólo en el momento de la salida hubo cierta igualdad. Bautista, que suma su tercera victoria en Estoril, salió como un tiro junto con Simoncelli. El italiano, sin embargo, apenas encabezó la carrera un par de curvas, hasta que el piloto de Talavera de la Reina se puso líder y comenzó a tirar con fuerza para aprovechar su mejor ritmo.

En tanto que el español se marchaba a ritmo de vuelta rápida (seis consecutivas), por detrás el italiano navegaba en solitario con un cuarteto perseguidor del que se marcharía el finlandés Mika Kallio, que finalizó tercero. Por el camino se cayeron el español Alex Debón o el italiano Mattia Pasini , éste por dos veces, mientras otros con aspiraciones al título como Héctor Barberá se tuvieron que conformar con una discreta octava posición y no pocos problemas en su moto.

Finalmente, en la categoría de 125cc el italiano Simone Corsi sumó su segunda victoria consecutiva del Mundial, en una carrera en la que los españoles Joan Olivé y Nico Terol completaron un podio de amplio color español. Terol bien podía haber luchado por la victoria, pero lo cierto es que la caída de Bradley Smith le pilló muy cerca del piloto británico y eso le hizo frenar demasiado y permitir a sus rivales abrir un hueco que ya no pudo enjugar el de Alcoy en el resto de carrera. También acabaron en los puntos Sergio Gadea, noveno, y Pol Espargaró, decimotercero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios