Acesur invierte ocho millones en sus fábricas y eleva un 10% la facturación

  • Vende por valor de 580 millones de euros en 2016

  • Amplía la molturación en la almazara de La Roda de Andalucía y mejora la eficiencia en Tarancón, Puente del Obispo y Vilches

La aceitera sevillana Acesur sigue avanzando con paso muy firme en un mercado muy complicado como el del aceite de oliva. El año pasado, para acompañar su crecimiento sostenido, apostó por modernizar o ampliar la capacidad de sus fábricas con una inversión total de ocho millones de euros. En concreto, invirtió 1,2 millones en La Roda de Andalucía (Sevilla) en crear una nueva línea de molturación de la aceituna (ya son cuatro) con el objetivo de ampliar su capacidad. A la planta de envasado de aceite de oliva de Vilches destinó tres millones de euros para mejorar eficiencia y las refinerías; 1,5 millones para Puente del Obispo (Jaén), dedicada al secado del alpeorujo (residuos de la aceituna) y a la extracción de aceite de orujo, y otros tres millones a la planta de envasado de girasol en Tarancón (Cuenca). Entre los objetivos, según afirma Álvaro Guillén, consejero de la firma agroalimentaria, se encuentra el de "acondicionar las plantas a los máximos niveles de sostenibilidad".

En cuanto a la facturación, Acesur continuó con su avance a velocidad de crucero tras cerrar el ejercicio pasado con 580 millones de euros en ventas, un 10% más que en 2015. Lo más destacado, en este sentido, es el repunte en el mercado interno, también de un 10%. Con el 69% de las ventas dominadas por la marca de la distribución y el consumo más o menos estable (entre 11 y 12 litros al año), la firma ha conseguido crecer en España, algo que Álvaro Guillén atribuye al "lanzamiento de nuevos productos, el fomento de nuestras marcas y las estrategias de marketing". La marca Coosur, además, ha consolidado su liderazgo en el segmento de virgen extra, que es precisamente el que más crece, al calor de la recuperación económica. "El año pasado lanzamos la gama de salsas Coosur innovación, entre ellas de soja y menta; hemos potenciado la gama de nutraceites, de la marca Soy Plus de La Española; en productos importados lanzamos La Molisana en pastas y Ponti en vinagres, y ahora hemos lanzado Coosur sabores del mundo, con aceites como el de soja", señala Guillén, quien, pese a que el año ha sido generador de buenas noticias en España, se muestra prudente: "Es verdad que hemos avanzado en un mercado que no crece, con lo cual el valor es aún mayor, pero igual que lo hicimos el año pasado este ejercicio no lo hacemos. Si vuelve a crecer en un porcentaje ínfimo la marca blanca se diluyen los crecimientos". El año pasado las ventas del sector no marquista se estancaron, y Guillén reconoce que los consumidores empiezan a volver a demandar más surtido, innovación y marca. "Cada vez está más formado, y aunque queda mucho por hacer, los productos de alta gama del aceite de oliva van teniendo más mercado", señala. "Pero -advierte- los crecimientos son muy lentos". Actualmente, Acesur copa entre las marcas Coosur y La Española entre el 9% y el 10% del mercado, con todo tipo de formatos y calidades. En el girasol, por otro lado, la firma mantiene una cierta estabilidad, en un mercado "muy estable" y con poco crecimiento en el mercado nacional.

En el exterior Acesur también crece, otro 10%, y supone más de la mitad de las ventas de aceite y el 45% del negocio, incluyendo la división de renovables Enersur. La proyección de futuro en este ámbito es más favorable, ya que "el aceite se asemeja más al vino, es un producto muy valorado, donde el factor precio no prima tanto". Acesur lidera con La Española 30 países y está presente en 110, y ha potenciado su marca en países como Reino Unido a través de un acuerdo con el distribuidor. También ha consolidado sus filiales en Reino Unido, China, Brasil, Portugal, Chequia y Estados Unidos, donde están presentes con personal propio y almacenes de distribución. "Siempre han sido muy proteccionistas y es más fácil trabajar desde dentro", señala Guillén, que cree que Trump o el Brexit pueden afectar si se devalúan el dólar y la libra. "De todas formas, nuestra presencia en 110 países nos permite compensar, y hay países que sí están tendiendo al proteccionismo y otros que no".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios