CCOO pide destopar las cotizaciones para recaudar 8.626 millones más

  • La medida afecta a 1,5 millones de personas, en su mayoría hombres y directivos

  • El sindicato hace el cálculo con la pensión máxima congelada, que admite que debería elevar su cuantía

Imagen de una de las últimas reuniones de la mesa de las pensiones, el pasado diciembre. Imagen de una de las últimas reuniones de la mesa de las pensiones, el pasado diciembre.

Imagen de una de las últimas reuniones de la mesa de las pensiones, el pasado diciembre. / J. J. Guillén / EFe

Ccoo quiere que se destope la base máxima de cotización de la Seguridad Social por el "potencial" recaudatorio que tiene esta medida para el sistema de pensiones, unos 8.626 millones de euros anuales. Los trabajadores que cotizan por la base máxima rozan los 1,5 millones de personas y su perfil coincide mayoritariamente con varones, inscritos en el Régimen General, trabajadores del sector servicios y directivos, aunque no siempre pertenecientes a la alta dirección.

De acuerdo con una simulación a cinco años realizada por el sindicato que parte del ejercicio 2016, si la base máxima se fuera incrementando progresivamente hasta su destope en 2020, el efecto recaudatorio alcanzaría los 8.626 millones de euros anuales en ese último año.

El sindicato envió ayer la propuesta a la mesa de las pensiones, que se reúne hoy

En este ejercicio simulado, la base de cotización subiría el primer año (2016) en casi un 14,5%, para después incrementarse un 31,08% en 2017, un 49,44% en 2018 y un 33,51% en 2019, llegando a 2020 con la base máxima destopada.

Esto supondría que empresarios y trabajadores cotizarían por todo el salario, de forma que ninguna cantidad quedaría exenta de cotización, frente a los 30.479 millones de euros anuales por los que no se cotizaba en 2015.

Esta simulación para el destope completo de la base máxima está realizada teniendo en cuenta que la pensión máxima permanecería congelada, pues de articularse un incremento de la misma el efecto recaudatorio se diluiría.

CCOO cree que, de subir la base máxima, también debería hacerlo la pensión máxima, aunque el efecto final -sea el que sea el periodo elegido para ir elevando la base máxima- siempre debería ser positivo para los ingresos del sistema. Existiría, eso sí, un periodo de decalaje en lo que respecta a los efectos de esta medida sobre la pensión, pues los trabajadores afectados por el incremento de la base máxima no notarían un aumento de su pensión hasta varios años después.

Esta propuesta se explicita en un documento que el sindicato remitió ayer al resto de integrantes de la mesa de pensiones (Gobierno, empresarios y UGT) y a los Grupos Parlamentarios y fue presentada en un encuentro con la prensa por el secretario de Protección Social y Políticas Públicas de CCOO, Carlos Bravo. El sindicato hace en este informe una aproximación sobre la relación entre la esperanza de vida y la pensión y, basándose en la Muestra Continua de Vidas Laborales, concluye que la esperanza de vida entre quienes cobran la base máxima es 3,7 años superior a la de los que cotizan por la base mínima, pero sólo en el caso de los varones. En las mujeres este efecto se ve diluido a sólo 0,4 años, porque cobran mayoritariamente pensiones de viudedad.

El destope de la base máxima por contingencias comunes supondría que parte de la renta salarial ahora exenta de cotización pasaría a cotizar, con lo que empresarios y trabajadores tendrían que asumir un coste extra. Actualmente, los empresarios cotizan por contingencias comunes el 23,6%, mientras que los trabajadores asumen el 4,7%.

Con el destope de la base máxima, el trabajador vería reducida su nómina al cotizar más, pero luego podría recuperar entre un 40% y un 54% con la deducción en el IRPF, según ha defendido Bravo. Con las empresas pasa algo similar: aunque pagarían más en concepto de cotizaciones, esa cantidad adicional se vería minorada en un 25% gracias a las deducciones del Impuesto sobre Sociedades. De esta forma, el Estado, vía deducciones, asumiría gran parte del coste adicional que implicaría el destope de la base máxima.

Bravo ha explicado que en la mesa de diálogo social sobre pensiones, integrada por Gobierno, empresarios y sindicatos, se ha hablado de subir la base máxima de cotización, pero aún está por ver de qué modo y en qué medida habría que subir en paralelo la pensión máxima. Lo que está claro, ha dicho, es que el potencial recaudatorio de esta medida es muy elevado. De hecho, con las subidas del 5% que se aplicaron a la base máxima en 2013 y 2014 se recaudaron por cotizaciones sociales 5.300 millones de euros más hasta 2016.

Otras medidas a las que CCOO les ve un gran potencial para mejorar los ingresos del sistema pasan por que los autónomos coticen por sus ingresos reales o no se les permita la libre elección de base de cotización.

La mesa de diálogo social sobre pensiones se reúne hoy "después de un mes largo" de parón, que Bravo criticó dada la urgencia de resolver el problema de ingresos que tiene la Seguridad Social. Además de su propuesta sobre bases máximas, CCOO hizo llegar a los integrantes de la mesa y a los partidos políticos otro documento en el que pone de manifiesto la "singularidad" del modelo español de revalorización de las pensiones en relación a Europa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios