El arbitraje fija el salario medio de los controladores en 200.000 euros

  • Pimentel, encargado de mediar entre AENA y el colectivo, también reduce la jornada laboral máxima a 1.670 horas anuales para 2012 y a 1.595 para 2013.

Comentarios 20

Los controladores aéreos ganarán menos pero también trabajarán menos horas. El laudo dictado por Manuel Pimentel establece que estos profesionales recibirán una media de 200.000 euros al año, y reducirán las horas de trabajo a un máximo de 1.670 en 2011, más 40 por formación, hasta 1.595 horas en 2013 con 20 horas por formación. En la presentación de este laudo, que entrará vigor en cuanto se publique en el BOE, Pimentel ha reconocido que los controladores españoles trabajan "más que la media europea, pero también ganan mucho más". La labor del ex ministro de Trabajo ha merecido los elogios tanto del sindicato de controladores USCA como de AENA, mientras que para José Blanco con este acuerdo "no hay vencedores, ni vencidos".

El ex ministro de Trabajo del PP, Manuel Pimentel, ha dictado el laudo de obligado cumplimiento sobre las condiciones laborales de los controladores aéreos. Pimentel, que fue designado tanto por los controladores como por AENA, ha anunciado que el salario medio de un controlador aéreo quedará fijado en 200.000 euros al año, mientras que la jornada máxima aeronáutica queda establecida en un máximo de 1.670 horas este año, frente a las 1.711 horas actuales, que se reducirán a 1.595 horas en 2.013.

Según el ex ministro de Trabajo, con este acuerdo la empresa tendrá "un colchón" para reducir el absentismo laboral e ir ajustando la jornada. El laudo prevé que se respeten los porcentajes establecidos de descanso del 25 por ciento en turno de día y del 33 por ciento en turno de noche. Pimentel ha reconocido  que los controladores españoles trabajan "más que la media europea", pero ha explicado que "también ganan mucho más". El ex ministro de Trabajo ha defendido que es necesario ir ajustando la jornada para adecuarse a la media europea. Según ha dicho, el estrés a que les somete su trabajo justifica que su horario no exceda de la jornada convenida.

De esta forma, se incluirán 40 horas adicionales extra al año en concepto de formación, hasta 1.711 horas, en aquellos centros en los que se apliquen y sean necesarias, que pasarán a 25 horas en 2012 y 20 horas en 2013. Las horas extra seguirán siendo 80 al año.

En cuanto a la Licencia Espacial Retribuida (LER), se creará una nueva figura denominada "reserva activa" (RA), que exigirá unos "nuevos requisitos". De esta forma, los controladores acogidos a la LER, suspendida por tres años, permanecerán en esta situación si se acogieron a ella antes del 5 de febrero. A partir de los 57 años, los controladores se someterán cada seis meses a unas pruebas psico-físicas, y podrán acogerse a la RA. A la LER, situación previa a la jubilación, podían acogerse hasta ahora los controladores a partir de los 52 años, con al menos 30 años de servicio.

Con esta nueva figura, los que hayan perdido su condición de controlador operativo pasará a realizar otras funciones o la llamada "reserva activa", donde cobrarán el 75 por ciento del salario.

Pimentel: "Un éxito del diálogo social"

Manuel Pimentel ha defendido el laudo aprobado. El ex ministro del PP ha asegurado que este "sistema gradual" permitirá aportar "seguridad y también garantías" para ambas partes en un sector como el transporte aéreo, que ha calificado de "esencial" para el ciudadano y en el que se debe "garantizar el derecho de circulación de las personas". Pimentel ha asegurado que ha tenido en cuenta esta circunstancia a la hora de tomar su decisión, además de que ha sido sensible a las reivindicaciones laborales de un colectivo que necesitaba clarificar sus condiciones. El árbitro ha explicado que la hora de dictar el laudo no ha partido de cero, sino que el acuerdo firmado por AENA y los controladores en agosto ha servido de punto de partida, y ha destacado que el laudo arbitral supone "un éxito del diálogo social", pese a que no es una vía frecuente, que le ha llevado a mantener reuniones "exhaustivas" con las dos partes.

Tanto el sindicato USCA como AENA han alabado la labor de Manuel Pimentel para llegar a este laudo. El presidente del sindicato USCA, Camilo Cela, ha agradecido a Pimentel su reconocimiento público a que los controladores aéreos españoles "son los que más trabajan de toda Europa" y ha expresado su deseo de que con este laudo "llegue la paz social y se recupere la normalidad". Por su parte, el presidente de AENA, Juan Ignacio Lema, ha destacado el trabajo "minucioso y honesto" de Pimentel, y ha afirmado que con él se abre un periodo de paz social y normalidad laboral para iniciar el proceso de transformación del ente. Lema ha aclarado que este convenio solo afectará a los controladores trabajadores de AENA. El laudo, que es de obligado cumplimiento, no recurrible y ejecutable, entrará en vigor en cuanto se publique en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

BLANCO: "AENA cumplirá el laudo de la A a la Z"

Por su parte, el ministro de Trabajo, José Blanco, se ha mostrado satisfecho con el laudo, ha felicitado a Pimentel "por haber cumplido con su encargo en tiempo y forma" y ha afirmado que "no hay ni vencedores ni vencidos". "No veo este acuerdo ni como un éxito personal ni como una derrota para nadie, el único propósito del Gobierno es que gane la economía de España y mejora la de todos los españoles", ha explicado.

El ministro de Fomento ha afirmado que se ha demostrado que el laudo voluntario "es una forma eficaz para enfrentar este tipo de negociaciones enquistadas", y se ha congratulado de que el nuevo convenio vaya a proporcionar "estabilidad" a los profesionales del control aéreo. Blanco ha explicado que AENA está analizando en estos momentos el contenido del laudo "de manera pormenorizada". "Les puedo asegurar que AENA lo cumplirá de la A a la Z", ha dicho Blanco, que ha afirmado que le gustaría "escuchar" el mismo compromiso por parte de los controladores.

"Nos quedan por delante importantes desafíos", ha dicho el ministro, que ha recordado que el mayor de ellos es la aplicación del nuevo modelo aeroportuario. "Si algo demuestra esta negociación que acabamos de culminar es que con perseverancia y diálogo no hay nada imposible", ha explicado. Blanco ha defendido la nueva jornada laboral de los controladores. Según ha dicho, la fijación de las 1.670 horas para 2011 y 2012 y las 1.595 para 2013 vienen a resolver un conflicto. En cuanto a la consideración de las 1.670 horas como jornada laboral, en vez de jornada aeronáutica, y la inclusión de horas para formación laboral aparte, Blanco ha señalado que "si el laudo ratificara todo lo que ha puesto AENA encima de la mesa, sería un laudo parcial". En cuanto al Real Decreto del pasado 2 de diciembre, el ministro de Fomento ha calificado de "falsedad" que los controladores no tuvieran derecho a la baja. "AENA y sus trabajadores tienen el mismo derecho que en una empresa normal, siempre ha sido así", ha afirmado, para añadir: "Lo contrario era una falsedad". Además, según ha dicho, "la inmensa mayoría de los trabajadores" no ha llegado en 2010 a las 1.670 horas, sino que eso ocurría únicamente en "casos excepcionales" en Santiago de Compostela porque computaban como horas de trabajo horas sindicales. El ministro ha recordado que, por el momento, todas las sentencias de lo social en relación con el conflicto de los controladores que son cerca del 50 por ciento, "han dado la razón a AENA". Blanco ha recordado que el laudo sólo afecta a los controladores de AENA, y no a los que se introduzcan con la privatización de las torres, que tendrán su propio convenio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios