Lo importante era llegar a la meta, no importa cómo

l Más de dos mil almerienses pasaron la mañana del domingo ocupando las calles para practicar deporte. Cada uno se dejó en las calles más de media alma con tal de alcanzar el estadio de los Juegos del Mediterráneo. Después de nueve kilómetros saludables o media maratón. el sueño de todos era alcanzar la línea de meta: algunos lo hicieron con los brazos en alto, otros buscando el suelo salvador y algunos (como nuestro compañero Javier Alonso) con el gesto de padecer un monumental resfriado. Enhorabuena a todos.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios