fútbol El Xerez Club Deportivo vence al Salerm Puente Genil (1-0) / El Xerez Deportivo FC cae antel el UP Viso (1-0) / Victoria importantísima del Atlético Sanluqueño frente a la UB Lebrijana (0-1)

Archivada la denuncia contra el diputado de ERC que gritó "muera el Borbón"

  • La Fiscalía enmarca las palabras de Tardá en un contexto "sin solemnidad"

La Fiscalía Superior de Cataluña archivó ayer las diligencias abiertas al diputado de ERC, Joan Tardá, por lanzar la proclama "muera el Borbón" tras un acto de las Juventudes de Esquerra al estimar que, en el contexto en el que se lanzó, no tenía intención injuriosa ni de que se perpetrara "un magnicidio".

La Fiscalía entiende que, de las explicaciones del propio Tardá sobre esa proclama y de las actuaciones anteriores y posteriores del diputado, "se deduce que dicha frase hace referencia a la crítica a la Monarquía como institución, constituyendo una aclamación a la abolición del régimen de Monarquía parlamentaria y advenimiento de la República". El escrito de archivo, firmado por la Fiscal Superior de Cataluña, Teresa Compte, añade que las palabras del dirigente republicano se encuadran "en un discurso general de autoafirmación a través de la descalificación de varias de las instituciones de este país, ciertamente con un grado de visceralidad, por fortuna, inusual en un diputado, pero no por ello criminalizable sin más".

Los hechos ocurrieron el 6 de diciembre de 2008, día de la Constitución, en el marco de un acto convocado por la rama juvenil de ERC en el que se efectuó una performance en la que se paseó un ataúd con la palabra "Constitución" y RIP, y se pronunciaron varios discursos de tono independentista. Tardá intervino con un discurso en el que se refirió al presidente del Congreso, José Bono, como "barrut" (caradura) y que finalizó con la proclama: "¡El Tribunal Constitucional es un órgano corrupto. Viva la República y muera el Borbón. Salud!".

Fue esta proclama la que denunció ante la Fiscalía el Sindicato Manos Limpias. Al analizar el caso, la Fiscalía tuvo en cuenta las aclaraciones que efectuó Tardá sobre su proclama, tanto a través de una nota de prensa como en su blog de Internet, donde aseguró no haber deseado nunca la muerte de ninguna persona y que la expresión "muera el Borbón" se refería a un grito de la Guerra de Sucesión en 1714.

Así lo entendió también la Fiscalía, que considera que, en el contexto de esa perfomance, "en modo alguno podemos deducir de sus palabras la intención de soliviantar los ánimos de los concurrentes para perpetrar un magnicidio". Enmarca por ello sus palabras en un contexto "no habitual", ya que se hicieron sin ser un acto "sereno y meditado" y sin "solemnidad"

Tampoco percibe la Fiscalía intención de injuriar a la Corona, y se refiere a una sentencia del Tribunal Supremo (TS) según la cual, en el ámbito de la libertad de expresión, "no quedan excluidas del amparo constitucional las expresiones expresadas de forma provocativa, siempre que no afecten al núcleo último de la dignidad de las personas o de la propia institución".

Respecto de otro posible delito de injurias al TC, la fiscal expone que "a pesar de la sorpresa por las formas utilizadas por quien es diputado y coadyuvar desde una participación democrática a la realización de su proyecto político para Cataluña, no podemos confundir la mayor o menor habilidad dialéctica con el animus iniurandi".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios