Detienen a dos presuntos yihadistas del Estado Islámico en Ceuta y Alicante

  • El arrestado en la ciudad autónoma está considerado como una "pieza esencial" en la captación y adoctrinamiento de radicales. El otro daba cobijo a terroristas en España.

La Policía española ha detenido en dos operaciones diferentes a dos presuntos yihadistas sospechosos de captación y adoctrinamiento de jóvenes para el autoproclamado Estado Islámico, informó el Ministerio de Interior de España.

Uno de ellos es un hombre de 29 años y nacionalidad española que fue detenido en Ceuta. Está considerado "pieza esencial en el aparato de captación y adoctrinamiento" del EI.

Según Interior, formaba parte de "una red salafista-yihadista" desarticulada parcialmente en noviembre y cuya labor era captar jóvenes vulnerables y radicalizarlos. El arrestado, cuya identidad no ha sido revelada y ocupaba una vivienda de protección oficial, presentaba una "estética fundamentalista" en su aspecto físico y, para su labor de captación, "reproducía de forma reiterada gran cantidad de material de Daesh donde se mostraban imágenes de ataques terroristas o la ejecución de acciones de martirio junto a su recompensa en el paraíso", explica Interior.

El detenido también gestionaba "un perfil en las redes sociales con claras evidencias de su adhesión" al grupo yihadista, desde el cual "enseñaba pautas a otros jóvenes para visionar publicaciones yihadistas sin ser detectados".

Interior ha precisado que "muchas de estas pautas de seguridad le eran proporcionadas por su propia mujer, quien ya había sido detenida anteriormente por su labor de adoctrinamiento y captación terrorista, entre las que destacaban la eliminación del contenido ya visualizado". Por otro lado, el detenido había trasladado a su círculo cercano "su intención de trasladarse a zona de conflicto para combatir como 'muyahidín'", si bien habría matizado que en primer lugar tenía previsto trasladarse a Marruecos o Bélgica "para no despertar sospechas en caso de marcharse de forma inesperada".

Según Interior, realizaba estas prácticas "en el interior de su vehículo", al que consideraba un "entorno seguro y clandestino" en el que podía evitar "ser detectado y detenido".

El otro arrestado, de 46 años y nacionalidad egipcia, fue arrestado en la provincia de Alicante por presunta integración en el EI. Su misión principal era proveer de refugio en España a terroristas que decidían abandonar Siria e Iraq.

Según informa el Ministerio del Interior, el detenido está acusado de integración en la organización terrorista Dáesh, enaltecimiento del terrorismo y adoctrinamiento del ideario salafista yihadista.

Los investigadores habían comprobado que se había comprometido recientemente a traer a una familia desde Siria, donde uno de sus miembros habría fallecido, para lo cual les facilitaría el desplazamiento desde zona de conflicto a la frontera turca, y posteriormente les gestionaría la necesaria documentación falsa de tránsito desde Turquía a España.

Interior destaca que las personas a las que pretendía ayudar tienen actualmente en vigor diversas Órdenes Internacionales de Detención (OID) por su integración en el grupo terrorista Dáesh.

Además, el detenido pretendió obtener de manera fraudulenta cartas de invitación para dos personas con antecedentes policiales por su conexión con la organización terrorista con el objetivo de facilitarles la entrada desde Egipto a España.

La misión de dar cobertura a terroristas no era su única labor dentro del Dáesh. Los servicios de Información de la Policía consideran que el arrestado se aprovechaba de su posición privilegiada dentro de la comunidad islámica de la provincia de Alicante para difundir contenidos que ensalzaban los atentados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios