Imbroda acusa a Marruecos de pasividad con los alborotadores

  • El presidente de Melilla dice que Rabat debe hacer "algo más" ante las agresiones en la frontera

El presidente de Melilla, Juan José Imbroda, aseguró ayer que Marruecos debería hacer "algo más" con los marroquíes que en algunas ocasiones apedrean a los policías que custodian la verja de esta ciudad autónoma.

Esta es una de las cuestiones que Imbroda trató ayer con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, durante su entrevista en el Palacio de La Moncloa.

En la rueda de prensa posterior, el presidente de Melilla precisó que también habían abordado la situación económica y el paro en la ciudad autónoma, la inmigración y la mejora de comunicaciones. Agregó que Rajoy conoce perfectamente los problemas de la ciudad y que está "plenamente convencido de que necesita apoyo", al estar "al sur del sur de la nación española".

Imbroda recordó que esta ciudad fronteriza de España y de Europa está en una zona con mayor diferencia per cápita de todo el mundo y de más tránsito.

Respecto a los incidentes de los últimos días, en los que desde la parte marroquí de la verja algunos alborotadores han tirado piedras a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, Imbroda precisó que han sido incidentes puntuales.

Imbroda indicó que Melilla es la última frontera de España y de Europa, por lo que debe ser respetada al máximo por el país vecino.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios