fútbol Xerez DFC - La Palma CF: 2-0 / Xerez CD - Atlético Espeleño: 4-1

Preocupación ante el estado de los tres infantes heridos

  • Los militares hospitalizados pertenecen también al TEAR y residen en San Fernando

Poco después del trágico suceso ocurrido en la Academia Militar de Ingenieros, en Hoyo de Manzanares, y de confirmarse el fallecimiento de dos infantes de marina -el sargento primero Víctor Mamuel Zamora Letelier y el cabo primero Francisco Javier Muñoz Gómez- la Armada informaba de la suspensión de los actos conmemorativos del 474 aniversario del cuerpo de Infantería de Marina que hoy, como se hace cada año, tenían previsto celebrarse en las instalaciones del Tercio de la Armada, en La Isla. La suspensión de los eventos se extendía también a todas las dependencias de Infantería de Marina del territorio nacional en señal de duelo.

La Armada manifestaba sus condolencias y daba muestras de apoyo los familiares de las víctimas mientras que los compañeros de armas de los fallecidos intentaban asimilar lo ocurrido.

La Isla, ciudad estrechamente vinculada a la Infantería de Marina -donde, de hecho, tiene su sede la Comandancia General del Cuerpo, además de otras importantes dependencias- mostraba su consternación por el accidente acaecido en Madrid que acabó con la vida de dos de sus vecinos e hirió a otros tres.

Porque, según pudo saber este periódico, los tres heridos por la explosión de Hoyo de Manzanares son también infantes de marina pertenecientes a un destacamento de desactivación de explosivos del Tercio de la Armada que, al igual que los militares fallecidos en la deflagración, se entrenaban en la Academia de Ingenieros para formar parte del próximo contingente que marchará a Líbano.

Dos de ellos, en estado grave, fueron trasladados de inmediato al hospital Gómez Ulla. Se trata del teniente José Manuel Candón Ballester y del sargento Raúl González Fernández, también residentes en la ciudad de San Fernando. El tercero, con lesiones de carácter leve, fue trasladado al hospital Puerta de Hierro.

En el TEAR y en la Comandancia General de Infantería de Marina, la jornada se vivió a la espera de noticias desde Madrid y el Ministerio de Defensa. El Tercio, por su parte, se prepara para recibir desde Madrid los cuerpos sin vida de los militares de su unidad, a los que despedirá con honores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios