Hoy arranca al abono taurino tras el prólogo del festejo de la escuela

  • Éxito de público en la clase práctica de Chapín con los alumnos más destacados

Hoy arranca el abono taurino en el centenario coso de la calle Circo, unas combinaciones con base a ese sólido principio que viene siguiendo la empresa y que reza que los carteles tienen que estar muy rematados para una afición como esta.

Y así ha sido, pero la empresa propone, Dios dispone y el toro, o el azar, descompone y esto es lo que ha sucedido este año.

Porque la feria recibió tres serias andanadas en su composición que han inquietado y dado mucho que hablar en la preferia: la cogida de José Tomás, la recuperación de Manzanares de una intervención quirúrgica de hernia discal que se le practicó el día 26 de abril y la cogida de Manuel Díaz "El Cordobés" en Barcelona.

El primer festejo, de esta tarde, no sufre alteración. La tradicional corrida del Arte Ecuestre abre el serial con los murubes de la ganadería de Fermín Bohórquez Escribano. Rompe plaza el rejoneador jerezano Fermín Bohórquez, que tuvo un triunfo personal muy importante el pasado año superándose a sí mismo. Luego, la primera figura del rejoneo, Pablo Hermoso de Mendoza y quien le quiere quitar el cetro: Diego Ventura. Por cierto que se espera que reaparezca, en la cuadra del navarro, el caballo "Pata Negra", que sufrió una terrible cornada el año pasado, nada mejor que esta feria para ello dado lo que significa el caballo en esta tierra.

Mañana jueves un cartel muy importante con los toros de Garcigrande; el triunfador absoluto y arrollador de la reciente Feria de Sevilla, El Juli, un torero muy de Jerez. En ese cartel dos bazas fuertes de cara al público El Fandi y Cayetano, una terna para todos los gustos que tampoco puede fallar.

El viernes, la corrida de Victoriano del Río, divisa triunfadora hace dos años. Otro cartel fuerte: Juan José Padilla, el nuevo Ciclón de Jerez, que este año cambia fecha. Morante de la Puebla, otro torero que sale de Sevilla muy cotizado tras su lidiadora faena a su último toro de la feria y Manzanares. A la hora de redactar estas líneas no sabemos si estará o no repuesto tras la intervención. Está comprometido para torear en Madrid el próximo 18 de mayo. Sobre su posible sustitución seguro que se han postulado muchos toreros del ranking nacional... y tres jerezanos que quieren meter baza en el serial por esta vía: Jesuli de Torrecera, Antonio Caro Gil y Soto Jerez. El primero esgrime que en las dos únicas tardes que ha toreado en Jerez ha sumado una puerta grande y una oreja y no ha vuelto; el segundo, de Mesas de Asta, se ha avalado por Rafael de Paula que ha pedido a Jerez que entre en el cartel; el tercero, Jesús Soto Jerez defiende que nunca ha podido torear en Jerez. La incógnita la tiene que despejar la empresa muy pronto y en los mentideros taurinos también se citan otros nombres, el más repetido, El Juli.

El gran ausente es José Tomás. La cornada de Aguascalientes probablemente le haya quitado de toda la temporada española. La empresa lo sustituyó con rapidez por Morante de la Puebla.

Se trataba de una sustitución muy difícil porque el puesto solamente admitía a una primera figura. Con Ponce y Castella ausentes de los carteles jerezanos y toreando el primero en Palavás con El Juli, el doblete del de La Puebla estaba cantado.

Morante de la Puebla será pues quien toree el sábado el encierro de Núñez del Cuvillo con los anunciados Finito de Córdoba y Manuel Jesús "El Cid". Desde la última tarde del de Salteras en Sevilla la afición alienta el deseo de que ocupe delante del toro el lugar de privilegio que corresponde a su trayectoria.

El domingo copa el cartel lo que en el toreo se conoce como la terna mediática, taquillera en todas partes: Jesulín de Ubrique que reaparece en un coso que ha sido teatro de muchas de sus hazañas; Francisco Rivera Ordóñez y Manuel Díaz "El Cordobés" que hará el paseíllo montera en mano por ser la primera vez que torea en Jerez, un dato sorprendente a estas alturas de su carrera.

La cogida que Manuel Díaz sufrió en Barcelona, con rotura de tabique nasal, sin duda puso en peligro ese debut en Jerez, pero el propio torero ha dicho que estará recuperado para la corrida del domingo, en la que se lidiará un encierro de Camacho.

La suerte está echada. Éste año no hemos tenido el prólogo de la novillada sin caballos fuera de abono de intercambio de escuelas taurinas que organizan conjuntamente la empresa y la Escuela Municipal de Tauromaquia. La situación económica y las deudas de dos ejercicios que arrastra el Consistorio han movido a la empresa a prescindir de este festejo.

Esa era la mala noticia, la buena es que desde el Ayuntamiento y la escuela taurina se ha hecho un esfuerzo organizando una clase práctica de luces en la confortable plaza de la escuela en la Avenida de Lola Flores. No vienen alumnos destacados de otras escuelas pero sí que han actuado los mejores y más prometedores alumnos del la escuela que dirigen Eduardo Ordóñez y el Antonio Lozano, festejo que se verificaba ayer.

Lo primero que hay que valorar es que, además del éxito de público por la gran entrada que registró ayer la placita, y del éxito artístico del festejo, se ha hecho un esfuerzo desde la escuela municipal para no perder esta tradición y que la afición de Jerez puede conocer la evolución de sus futuros valores. No hay que olvidar que la escuela de tauromaquia de la Diputación fue víctima de la anterior crisis económica, destinándose sus recursos a otros fines.

La escuela de Jerez ha superado este bache con esta clase práctica porque está muy enraizada ya en el sector taurino local y este festejo tiene su valor en el amplio y diverso programa festivo de la Feria del Caballo.

Que esta cita, en otro formato, no se haya perdido, ya es un triunfo. Para ello se ha contado con la colaboración de los ganaderos, aportando las reses para esta clase práctica, con la ayuda de la Federación Andaluza de Escuelas Taurinas y con el trabajo de todo el contingente humano de la ya veterana escuela.

Por orden de lidia se han soltado erales de "Las Monjas", "Ganadería Marqués de Domecq", Manolo González, "El Torero", "Espartaco" y Pedro Fernández que han cumplido con creces.

El balance de los alumnos de la Escuela ha sido: Jesús González Riquet, con un novillo bien presentado de Espartaco, fue aplaudido. La pena fue que el eral se partió un pitón Isidro Arrocha, lucido capeando y muleteando a un eral de Manolo González, bueno, mereció las dos orejas. José Manuel Monje, con un ejemplar de Marqués de Domecq, bueno y bravo, premiado con la vuelta al ruedo, costó las dos orejas y el rabo. Carlos Gómez, a quien le correspondió un eral de "Las Monjas", de muy buen juego, también alcanzó con méritos los máximos trofeos sumando dos orejas y rabo Daniel Crespo, con un eral de "El Torero", cortó una oreja. Cerró plaza Miguel Andrades, con un añojo de la ganadería de Pedro Fernández, recibiendo las dos orejas y el rabo simbólicos ya que el ganadero decidió que el añojo regresara al campo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios