Y más allá de medianoche

  • Sevillanas y rumbas protagonizan la música del Real donde se cumple la normativa en gran parte

Comentarios 3

Cuenta 'Deezer', un servicio de música en streaming disponible en más de 180 países con 16 millones de usuarios activos y 5 millones de suscriptores de pago, que los oyentes de sevillanas son principalmente hombres de entre 25 y 44 años, y que prefieren hacerlo a través de sus móviles en un 68%. Para ello, se escogieron cinco grupos musicales reconocidos y con una larga trayectoria en el género: 'Cantores de Hispalis', 'Ecos del Rocío', 'Los del Río', 'Los Marismeños' y 'Los Romeros de la Puebla',- y se analizaron los datos de los usuarios que los han escuchado en los últimos tres meses en España. Un periodo que coincide con la celebración de las ferias de las distintas localidades andaluzas.

Y aquí, en plena semana festiva, en el González Hontoria, hombres, mujeres, niños..., ciertamente, lo que más escuchan en las casetas son las sevillanas y rumbas, "porque - como asegura un casetero- creo que este año más que nunca se está cumpliendo la ordenanza municipal", que exige que la música que suene en las casetas obligatoriamente debe estar enmarcada dentro del estilo flamenco, hasta la medianoche. A partir de aquí todos los gatos son pardos y ya pueden poner 'Parchís', 'ZZ Top', 'Las Grecas', Bisbal o el himno del Atlético que el cuerpo baila lo que le echen.

De hecho, en un paseo al mediodía por el Real no se escucha otra cosa que no se ciña a la norma. Hay casetas que se lo toman muy en serio, como en el 'Disco Rojo', en la que un dj se encarga de hacer bailar al personal y de atender las peticiones musicales. En otras endulzan los oídos de los clientes con actuaciones en directo de flamenco, entre sevillana y sevillana, "y de aquí no solemos salirnos. Tenemos incluso una persona encargada de la música", dicen desde 'Buena Gente'.

Tampoco en la zona 'de la juventud' se dejan de escuchar los ritmos de Feria, como en 'Sálvame de la crisis', donde aseguran que se ciñen al estilo flamenco "prácticamente hasta después de la medianoche. No me interesa poner mala música, aquí lo que se despacha es buen ambiente, sin problemas".

En 'Los Chupatintas', el CD por sevillanas, "que sean ligeritas para bailar, que nos las piden mucho". Y aunque no hay actuaciones en directo, son los propios camareros los que 'dan la nota' de vez en cuando con un cantecito, para aliñar un buen comer, "baratito y de calidad". También salen de los altavoces de 'La Candelaria' muchas sevillanas y rumbas, "y lo que la gente demande. Y por la noche, cuando acaban las cenas, pues hay grupitos y algo de música de moda, de discoteca, más marcha... Pero siempre, desde medianoche".

Aunque la realidad es que un paseo cuando cae el sol demuestra que algunos de los entoldados (no los aquí mencionados) no son tan cumplidores con esa normativa municipal, y no se cortan lo más mínimo en darle volumen a la música fuera de cualquier estilo flamenco, mucho antes de las doce de la noche. Pero la cosa está en ver quién es el guapo que se atreve a hacer cumplir la ley antes de que suenen las doce campanadas, cuando las casetas están a un ritmo imparable y ahí no deja de bailar ni el apuntador. La fiesta ya no la para nadie.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios