fútbol Xerez DFC - La Palma CF: 2-0 / Xerez CD - Atlético Espeleño: 4-1

Los que sí están al pie del cañón en la Feria

  • Policías, bomberos y sanitarios velan por unas fiestas sin incidentes graves

Los pocos sufridores de la Feria, junto a los caseteros, son aquéllas personas que deben velar porque la fiesta se desarrolle en paz y tranquilidad, y que las únicas consecuencias negativas no vayan más allá de ponerse unas tiritas por un corte o las habituales pérdidas de carteras. Más de cien, junto a llaveros, suelen aparecer todos los años.

El delegado municipal de Recursos Movilidad y Seguridad, Juan Manuel García Bermúdez, señaló durante la presentación del dispositivo especial que espera que la "única noticia de mi delegación sea un incidente leve, un empujón, a pesar de que haya una 'hartá' de gente", y recuerda que "Jerez siempre ha sido una feria tranquila, salvo algún incidente grave aislado. No tenemos interés ninguno en salir en el periódico o en la radio (dice con ironía)". Y agrega que "los que nos sentimos mayores nos sentimos seguros de que nuestros hijos puedan pasear con tranquilidad".

El dispositivo es muy similar al de años anteriores con un amplio perímetro acotado. La Policía Local está desplegando entre 45 a 55 agentes a diario en el Real por cada turno de servicio, siendo sus principales misiones la regulación del tráfico en accesos y calles cortadas, y el cumplimiento de las ordenanzas municipales, junto a la "apreciable", como señala Bermúdez, colaboración de la Policía Nacional, que cuenta con efectivos uniformados y de paisano para garantizar la seguridad ciudadana. Las unidades de la comisaría local recibirán los días grandes el apoyo de una unidad de caballería, que ayudará a los jinetes del 092 en el control del paso de caballos y enganches, y 50 agentes de las Unidades de Intervención Policial (antidisturbios), que se desplegarán en los alrededores de las casetas juveniles especialmente.

También hay agentes del grupo de extranjeros ante la necesidad de detectar a personas extranjeras que se encuentren en situación ilegal. Y otro aviso a los navegantes: la Guardia Civil de Tráfico está realizando controles, de alcoholemia especialmente, en las carreteras de acceso: es obvio que hay que recordar al legendario Steve Wonder y aquello de "si bebes no conduzcas". Además, en caso de accidente, tanto la Policía Local como Tráfico realiza la prueba de alcoholemia y los seguros no se hacen cargo de los daños si se da positivo.

La Policía autonómica está desplegando 10 agentes para prevenir la mendicidad d infantil: incluso ya se han detectado las típicas organizaciones extranjeras que usan el subterfurgio de pedir para una 'ong' inexistente. Hay presencia policial permanente en las dos entradas. No obstante, las autoridades recomiendan avisar en caso de necesidad al 112, ya que este servicio coordina el resto con una gran capacidad de respuesta. Bermúdez explicó el pasado viernes que se le ha proporcionado numerosa información a sus operadores sobre el recinto ferial para que el resto de fuerzas pueda intervenir con celeridad en caso de emergencia.

Junto al dispositivo, está el importante trabajo anterior, mucha veces oculto y desarrollado por un gran número de trabajadores (Infraestructuras contó con hasta 50), para que la Feria esté rodando seguro: los técnicos municipales de distintas áreas, en colaboración con otras instituciones, revisan todas las casetas y atracciones, señaló la delegada de Cultura y Fiestas, para comprobar que estén bien instaladas, que sus instalaciones eléctricas y de gas (caso cocinas) sean las correctas y no haya elementos peligrosos en el interior. El departamento municipal de Instalaciones y Servicios ha instalado 420 torretas metálicas de baja tensión, que están forradas de madera, para el suministro tanto a los entoldados como del alumbrado, indicó la delegación de Infraestructuras y Viviendas.

El dispositivo de seguridad tiene su eje neurálgico en el denominado Cecop, centro de coordinación, que está situado en las casetas de servicios situadas en las proximidades de las vías del tren (calle Feria) y engloban desde Policía a Protección Civil y a los bomberos, que mantienen, como el resto, un retén permanente. Los efectivos del Consorcio y de Protección Civil han inspeccionado ya los módulos para comprobar que las instalaciones de gas sean las adecuadas y se cuente con extintores para controlar conatos de incendio. El dispositivo médico, atiende sobre todo intoxicaciones etílicas (que pueden llegar a ser peligrosas, recuerdan sus encargados) y cortes y rozaduras. Se ha habilitado un servicio rápido de evacuación.

Otro botón de muestra de ese dispositivo oculto es la contratación adicional de ocho personas para un servicio especial que se está dedicando, en horario de mañana y tarde, a recoger los envases de vidrio que los visitantes van depositando en los paseos, fuera de las papeleras, con el objetivo de prevenir accidentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios