Fútbol At. Onubense 1 - Xerez CD 1

Otra dolorosa jornada de reflexión

  • Miles de ciudadanos vascos muestran su repulsa a ETA frente a diputaciones y ayuntamientos y el PP celebra varias concentraciones a las que no se suma el PSOE porque la FEMP las deja para mañana

Miles de ciudadanos vascos protestaron ayer en silencio frente a ayuntamientos y diputaciones por el último atentado de ETA.

De todas las concentraciones que se celebraron a mediodía en el País Vasco, la de Mondragón fue la que aglutinó a más representantes institucionales, con el lehendakari, Juan José Ibarretxe, y la vicepresidenta del Gobierno, María teresa Fernández de la Vega, a la cabeza, acompañados por el consejero de Justicia, Joseba Azkarraga; la portavoz del Ejecutivo autonómico, Miren Azkarate; la presidenta del Parlamento Vasco, Izaskun Bilbao; y el delegado del Gobierno en el País Vasco, Paulino Luesma, entre otros.

Los asistentes, en los que se reflejaba la rabia y el dolor por este asesinato, permanecieron en silencio durante cinco minutos y concluyeron con un aplauso la protesta, en la que sólo se escuchó un grito aislado de "asesinos", en euskera.

Mientras, en Bilbao, Vitoria y San Sebastián, los diputados generales y los alcaldes de las tres capitales vascas presidieron las concentraciones frente a sus instituciones arropados por centenares de ciudadanos.

En Elorrio, gobernado por ANV, medio centenar de personas, entre ellas ediles de PNV y PSE, se concentraron en la plaza, casi desierta.

Además, los ayuntamientos de Valencia, Alicante, Castellón, Murcia, Cartagena, Lorca y Burgos, todos con alcaldes del PP, convocaron concentraciones silenciosas a las puertas de los consistorios. En Valencia, la alcaldesa, Rita Barberá, se mostró "indignada" por la ausencia en la concentración de los concejales socialistas, que se quedaron en el interior del edificio por entender que la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) ha convocado y aprobado por unanimidad una concentración silenciosa mañana en el mismo lugar.

En Alicante y Castellón, se repitió la escena puesto que los miembros socialistas de las corporaciones se acogieron a la convocatoria de la FEMP, que no quería perturbar la jornada de reflexión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios