Absuelto por el Supremo pese a no justificar el origen de sus propiedades

  • El hombre fue detenido en 2007 en una operación que capturó 9 kilos de cocaína

Comentarios 1

El Tribunal Supremo ha absuelto a un vecino de Jerez detenido en 2007 durante una operación policial que capturó casi nueve kilos de cocaína y que fue condenado en octubre de 2009 a 3 años y 6 meses de prisión tras ser juzgado en la Sección jerezana de la Audiencia Provincial. Esa primera sentencia absolvió a dos procesados y condenó a otros cuatro (dos de ellos con penas de 9 años y 6 meses). La nueva resolución ratifica las condenas a tres procesados y absuelve al cuarto. El Supremo afirma que no hay pruebas suficientes que vinculen con el tráfico de drogas a esa persona. También que no ha justificado documentalmente el origen de sus propiedades.

Cuando la Policía comenzó la investigación, en 2007, el absuelto era propietario de cuatro viviendas en Jerez y gestionaba un pub que abría sólo unas horas por la noche, señala la sentencia del Supremo. Los investigadores se centraron en ese sospechoso y en otro que ha sido condenado porque tras indagar sobre sus medios de vida. Tras unos meses de investigación, fueron detenidos junto a otras personas y fueron capturados casi nueve kilos de cocaína. Eso fue en mayo de 2007. En la denominada Operación Eslabón.

El Tribunal Supremo ha dicho ahora que las escuchas fueron correctas, que no hubo irregularidad alguna. Pero que las pruebas contra el dueño de las cuatro viviendas son endebles y que no sirven para condenarlo, algo que sí hizo la Audiencia Provincial.

El procesado absuelto interviene en conversaciones telefónicas grabadas por la Policía en las que los detenidos hablan de manera críptica. Los investigadores interpretaron que se referían a la venta de cocaína y no andaban descaminados, ya que el hilo de esas conversaciones llevó a la captura de la droga. Precisamente a raíz de una llamada, la Policía concluyó que el 15 de mayo de 2007 se iba a producir una importante operación de abastecimiento de cocaína con destino al tráfico ulterior. Un dispositivo policial de vigilancia y control desde la madrugada de ese día permitió localizar el alijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios