Acaba en la cárcel por incumplir una orden de alejamiento

  • El sujeto acudió a una casa de la barriada de Icovesa donde tenía prohibido el acceso

Agentes de los radioatrulleros 'zeta' de la brigada de seguridad ciudadana del Cuerpo Nacional de Policía de Jerez han detenido a un hombre que responde a las iniciales de F.C.D., de 35 años y que cuenta con antecedentes policiales por distintos motivos, por haber quebrantado una orden judicial de alejamiento.

La Policía explicó ayer que vecinos de un domicilio de la barriada de Icovesa solicitaron a medianoche del pasado martes la "urgente" presencia de los efectivos del 091, porque un hombre se encontraba amenazando a un familiar. El sujeto tenía decretado y en vigor una orden de alejamiento de esa persona, que había sido dictada por una autoridad judicial, por lo que los agentes, después de localizarlo, procedieron a su identificación y detención por presunto delito de quebrantamiento de condena.

El hombre fue trasladado a la comisaría de la plaza del Arroyo para la instrucción de las correspondientes diligencias y posteriormente fue puesto a disposición del juzgado de instrucción en labores de guardia.

El magistrado ordenó su inmediato ingreso en prisión por incumplir la orden, añadió la comisaría en una nota oficial de prensa.

En Jerez los distintos órganos judiciales dictan unas 1.000 órdenes de alejamiento al año por distintos motivos (la mayoría vinculadas a violencia de género y en ámbito familiar). No quiere decir que estén todas vigentes, como la que tenía este vecino de Icovesa, recuerdan fuentes de la comisaría.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios