Belleza cofrade en un cartel muy jerezano

  • Ayer se presentó oficialmente la pintura de Fermín García Villaescusa que será el reclamo de la Semana Santa 2018

Puesta de largo del cartel que anunciará la Semana Santa de 2018 que está a la vuelta de la esquina. Como ya sabe, dicha obra del pintor jerezano Fermín García Villaescusa plasma a la perfección una presidencia del cortejo de misterio de la elegante cofradía de los Judíos de San Mateo a su paso por la calle Ancha. Una fila de nazarenos rojinegros que remata al fondo el misterio del Señor de las Penas. Villaescusa, aprovecha la imagen para detenerse en la parte trasera de la iglesia de Santiago en una estampa cargada de un realismo abocetado a través de sus privilegiados pinceles. Una pintura con mucho sabor jerezano y con gran calado cofrade porque se siente lo que se ve y se mira lo que el corazón ha palpitado.

Como consecuencia de la filtración que tuvo dicha imagen el pasado mes de septiembre, a la que tuvo acceso hasta el último pertiguero que se recoge en la madrugada del Viernes Santo, la obra no se quiso tapar. Era un secreto a voces. No era necesario este formalismo que, probablemente, ha certificado el único cartel que no ha sido descubierto. No hubo exclamaciones de sorpresa aunque sí muchas palmas ante una magnífica obra de Villaescusa que volvió a bordar con su talento.

El acto tuvo lugar en los Jardines de la Atalaya y contó con la presencia del la alcaldesa, Mamen Sánchez; así como con el presidente y miembros del consejo directivo de la Unión de Hermandades. Se inició con los sones de la marcha 'Mi Cristo de Bronce', que interpretó la joven agrupación musical de la Clemencia.

El periodista y cofrade Alejandro Melero condujo magníficamente bien el acto con sus comentarios acertados en los que hizo hincapié en las muchas otras estampas que la retina del cofrade guarda en su memoria.

Tanto Fermín Villaescusa como Francisco Zurita, hermano mayor de la cofradía protagonista este último, quisieron agradecer al consejo la confianza depositada y la alegría por ver al Señor de la Penas como voz anunciadora de la Semana Mayor jerezana.

Tras ello, hubo un capítulo entrañable dedicado a Diego Romero Fabiere, recientemente fallecido y pregonero gráfico de nuestra ciudad. Fue cuando Melero hizo un repaso de los distintos carteles que la hermandad del Desconsuelo atesora a lo largo de la historia. En el año 1978, Romero Fabiere, publicaba un precioso cartel con la cofradía de los Judíos en la Catedral. Se emitió un audiovisual con imágenes del recordado Diego.

Las saetas no faltaron por parte de Macarena de Jerez y de Pedro Garrido 'Niño de la Fragua', que las bordaron, y el presidente del consejo, Dionisio Díaz, quiso agradecer a todos que se haya logrado este gran cartel para la edición de 2018.

Posteriormente se dio paso a la nueva aplicación que pronto estará en los sistemas operativos de telefonía con el fin de descargarla bajo el nombre de 'Semana Santa de Jerez 2018' y que está desarrollada por la Unión de Hermandades.

Mamen Sánchez, por su parte, quiso destacar la importancia tanto cultural como económica de esta celebración cristiana. Y así se dio por acabado el acto. No sin antes que sonara una de las marchas más singulares y elegantes que tiene el patrimonio musical de la ciudad: 'Nuestra Señora del Desconsuelo' del maestro Francisco Orellana. Una marcha magnífica que engrandece, aún más si cabe, nuestra Semana Santa por la calidad de sus acordes, interpretada maravillosamente por la banda municipal de música de Jerez.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios