Grupo Garvey remata el listado de afectados por los despidos en bodegas

  • La relación de 85 trabajadores sujetos a los ERE de Nueva Rumasa se completa con 37 empleados de Zoilo Ruiz-Mateos y Teresa Rivero, a los que ayer se anunció oficialmente su inclusión en los expedientes

Comentarios 11

Las plantillas de Zoilo Ruiz-Mateos y Teresa Rivero, dos de las cuatro bodegas del Grupo Garvey en proceso concursal, conocieron ayer el listado de los afectados por el expediente de regulación de empleo (ERE) presentado por Back in Business en el marco del plan de sostenibilidad elaborado por los nuevos propietarios de Nueva Rumasa, cuyos responsables han sido excluídos del periodo de consultas iniciado el viernes tras la notificación a las partes del auto dictado por la titular del Juzgado de lo Mercantil de Cádiz.

Los administradores concursales dieron ayer a conocer el listado completo con nombre y apellidos de los afectados en una y otra bodega por los ERE para la extinción de los contratos de un total de 85 trabajadores en el conjunto del Grupo Garvey, el 53% de su plantilla.

En el caso de Zoilo, el expediente extintivo afecta a 27 de sus 45 trabajadores, 35 de ellos de bodega y diez de la viña de los que saldrán a la calle 18 y 9 empleados, respectivamente. La plantilla de Teresa Rivero, por su parte, se verá reducida de los 18 trabajadores actuales a una decena.

La relación de afectados de las otras dos bodegas sujetas a la antigua suspensión de pagos, en concreto 38 de los 85 trabajadores de Complejo Bodeguero Bellavista y 10 de los doce en plantilla de Valdivia, ya había sido notificada con anterioridad por parte de los administradores de sus concursos.

A partir de ahora, los administradores y los representantes de los trabajadores de las cuatro bodegas tendrán que acordar el calendario del periodo de consultas para la búsqueda de un acuerdo satisfactorio entre las partes sobre las propuestas de ERE. Zoilo Ruiz-Mateos, Valdivia y Teresa Rivero dispondrán de un plazo reducido de 15 días para la negociación, mientras en Complejo Bodeguero Bellavista, atendiendo al volumen de su plantilla, el plazo se prolongará por 30 días naturales, a contar desde la notificación el viernes del inicio del periodo de consultas.

El plan de sostenibilidad elaborado por Back in Business, sociedad vinculada al controvertido empresario valenciano Ángel de Cabo, apuntaba a la necesidad de acometer una reestructuración del personal de las cuatro bodegas Garvey para garantizar la actividad futura del grupo.

Bajo la premisa de mantener el mayor número posible de puestos de trabajo en función de los recursos disponibles y de los planes de negocio de la compañía, la actual propietaria de Nueva Rumasa elaboró una relación del personal imprescindible, para la que tuvo en cuenta los criterios de capacitación, experiencia, conocimiento, proyección profesional y coste de todos los componentes de las bodegas concursadas.

La propuesta inicial ya contemplaba el despido de un total de 85 trabajadores con escasa variación sobre el listado final que ayer terminó de comunicarse a las plantillas de Zoilo y Teresa Rivero, de las que finalmente se incluyen en la relación un empleado más sobre lo previsto en la primera y dos menos en la segunda, los mismos en los que se reduce el número de afectados en Complejo Bellavista (dos menos) y Valdivia (tres más).

El cálculo de la indemnización para el personal afecto al ERE se realizó por veinte días de año trabajado y con un límite máximo de una anualidad, indemnizaciones a los que Nueva Rumasa anunció que haría frente con los recursos propios de la compañía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios