municipal | regularización de la situación de la plantilla del ayuntamiento

Inicio del plan para que la mayoría de la plantilla sea de funcionarios

  • El gobierno local quiere revertir la actual situación en el Ayuntamiento, con un 72% de contratos laborales

  • Se convocarán varios concursos-oposición para estos trabajadores

Empleados municipales del área de Infraestructuras, durante el desmontaje de palcos en la calle Larga, tras la Semana Santa. Empleados municipales del área de Infraestructuras, durante el desmontaje de palcos en la calle Larga, tras la Semana Santa.

Empleados municipales del área de Infraestructuras, durante el desmontaje de palcos en la calle Larga, tras la Semana Santa. / miguel ángel González

Comentarios 3

El Ayuntamiento pretende revertir en un año la anómala situación en la que se encuentra la plantilla municipal, con sólo un 28% de funcionarios, incluidos los policías locales, y el resto, trabajadores con un contrato laboral fijo o indefinido. La alcaldesa Mamen Sánchez y la delegada de Recursos Humanos, Laura Álvarez, anunciaron ayer el inicio del proceso para convertir en funcionarios a la mayor parte de los trabajadores municipales, con una propuesta marco que se aprobó la pasada semana en junta de gobierno local y que ahora tendrá que negociarse con los sindicatos. Para Sánchez, este proceso "es un hito, una medida que nunca se había tomado en este Ayuntamiento y es algo que va a marcar un antes y un después respecto a la gestión de los recursos humanos municipales".

La alcaldesa explicó la situación de la que se parte, totalmente contraria a lo que deber ser una administración pública. "Pero es que desde el año 1987 en este Ayuntamiento no se entra por oposición. La última convocatoria de oposiciones fue en 1987, a partir de ahí todo el que ha entrado en el Ayuntamiento ha sido mediante contrato laboral". En estos momentos hay 182 funcionarios de carrera. De ellos, sólo son técnicos 24 y cuatro son de la Administración del Estado. "Es decir prácticamente sólo contamos con 20 técnicos que puedan hacer funciones como la firma de expedientes, exigible en todo proceso garantista, y de esos 20 sólo siete son licenciados en Derecho. Nos vemos limitados a estos siete para cualquier informe jurídico". A estos 182 se añaden cinco funcionarios interinos y la plantilla de la Policía Local, que aunque son funcionarios, tienen encomendada una labor muy específica. De los 296 agentes, 260 están en primera actividad y 36, en segunda actividad. El resto de la plantilla, 1.237 trabajadores, son laborales fijos (294) e indefinidos (943). Los primeros accedieron a su puesto de trabajo en el Ayuntamiento, a través de una selección, y tuvieron que someterse a unas pruebas pero para conseguir un contrato laboral fijo, mientras que los 943 laborales indefinidos, poco más de la mitad de la plantilla, obtuvieron su puesto de trabajo sin hacer ninguna prueba.

La alcaldesa señaló que Recursos Humanos viene meses trabajando en este proceso que ahora se inicia, en base a tres razones. La primera, que la ley exige que en 2019, las plantillas de las Administraciones no tengan más de un 8% de personal laboral. "Por lo tanto estamos adecuando la situación de este Ayuntamiento a lo que nos marca la ley en una fecha determinada". Sánchez agregó que además lo que ocurre en el Ayuntamiento "es muy llamativo, porque en todos lados hay personal laboral, pero no en los porcentajes de Jerez. Por lo tanto hay una necesidad de funcionarios para ocupar cientos de puestos que no pueden ser ocupados por contratos laborales y es un handicap que nos encontramos día a día". Otra de las razones de esta medida es, según la alcaldesa, dar una estabilidad laboral a los más de 1.200 trabajadores con un contrato laboral.

Con estas premisas, Sánchez remarcó que la delegación de Recursos Humanos ha trabajado para buscar las fórmulas legales que permitan la funcionarización, "siempre respetando los principios constitucionales de igualdad de oportunidades, méritos y capacidad. Se ha ido muy de la mano tanto de la Administración del Estado como de la Administración autonómica, a la hora de asesorarnos y buscar el consenso y de hecho se sigue trabajando con las dos Administraciones, viendo cómo se ha actuado en otros lugares con este proceso".

Un proceso, que incluye por otra parte, un mecanismo de promoción interna y desarrollo de la carrera profesional. "En este Ayuntamiento hay muchas personas que están trabajando de auxiliar administrativo o de administrativo y sin embargo, son magníficos arquitectos o abogados, que no tienen forma de ascender. La única forma es ser funcionario y desde ahí hacer promoción interna. Hay muchas personas que podrían ser técnicos y nos les podemos sacar provecho porque igual entraron en el Ayuntamiento como auxiliar administrativo o administrativo", subrayó.

La delegada de Recursos Humanos explicó que el primer proceso que se pone en marcha es el de funcionarización del personal laboral fijo, mediante un concurso-oposición para el acceso a plazas de funcionario por parte de los laborales fijos que a fecha del 13 de mayo de 2007 estuvieran ocupando puestos cuyas funciones son de funcionario. Este proceso no está sujeto a tasa de reposición, ni implica- según Álvarez- un aumento de gastos de personal, "ya que solo sería el cambio de la relación laboral, al pasar de contrato laboral fijo a relación funcionarial".

El segundo proceso es de promoción interna de plaza de funcionarios para personal funcionario y personal laboral fijo. Permitiría mediante un concurso-oposición el ascenso de funcionarios a un grupo profesional superior y además la posibilidad de que los empleados laborales fijos del mismo grupo profesional de la plaza convocada se puedan presentar y si superan el concurso-oposición, convertirse en funcionarios. Álvarez aseguró que al implicar los ascensos un aumento de gastos, será necesario ver las disponibilidades presupuestarias y defendió que la gran ventaja es la motivación del personal, al facilitar su promoción laboral.

El tercer proceso es el de estabilización de empleo temporal, mediante un concurso oposición para el acceso a plazas de funcionarios por parte de personal funcionario interino y personal laboral indefinido que en los tres años anteriores al 31 de diciembre de 2016 hayan estado ocupando puestos a los que se les haya encomendado funciones propias de funcionarios. En esta situación están 936 trabajadores. Álvarez indicó "que no entraron por ningún proceso de igualdad de oportunidad, méritos y capacidad sino que fueron contratados de otra manera. En aquel momento la política de recursos humanos del Ayuntamiento era otra y no vamos a entrar en juicios de valor. La cuestión es que queremos regularizar su situación y tienen que pasar unas pruebas" . Estas oposiciones son las únicas de todos los procesos que tienen que abrirse a toda la ciudadanía y no están restringidas a los empleados municipales.

Por último, el cuarto proceso que se pondrá en marcha es uno transitorio de conversión de trabajadores laborales indefinidos en funcionarios interinos. Álvarez comentó al respecto que este proceso transitorio se arbitra debido a que los anteriores procesos requieren un plazo hasta su culminación en los nombramientos de personal funcionario que resulten de ellos, y con el fin de poder cubrir todos los puestos vacantes que deber ser cubiertos por funcionarios. Con este proceso se ofrecerá a todo el personal laboral indefinido la posibilidad de convertir voluntariamente su contrato laboral indefinido en funcionario interino, en el mismo grupo profesional.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios