La campaña navideña deja fuera de las listas del paro a 462 jerezanos

  • Diciembre rompe con cuatro meses consecutivos de subida del desempleo en la ciudad. Jerez cierra el año con 28.659 desempleados, 2.544 menos de los que había en 2016.

Un camarero de un establecimiento del centro, entre el numeroso público en estas fiestas navideñas. Un camarero de un establecimiento del centro, entre el numeroso público en estas fiestas navideñas.

Un camarero de un establecimiento del centro, entre el numeroso público en estas fiestas navideñas. / pascual

Un total de 462 jerezanos abandonaron las listas del paro al cierre de diciembre, en plena campaña navideña, con lo que la cifra de desempleados se sitúa en 28.659, un 1,59% menos que en el mes anterior, porcentaje ligeramente superior al que se ha producido en el conjunto de la provincia. La ciudad rompe así con cuatro meses consecutivos de incremento del desempleo, desde que en agosto comenzó una preocupante suma de desempleados en los registros del paro. El balance interanual, no obstante, es positivo, ya que 2017 ha finalizado con 2.544 parados menos en Jerez.

Por sectores productivos, la mayor caída del desempleo se produce en el sector servicios, con una bajada de 462 desempleados, que deja el número de demandantes de empleo en este epígrafe en 18.845 personas. Le sigue los demandantes sin empleo anterior, que se reducen en 196 personas, pasando a 4.114 y en mucha menor medida se reduce también el paro en la agricultura con 31 parados menos y un total de 1.044 desempleados.

Por contra, el desempleo se incrementa en el sector de la construcción, que suma 196 parados y alcanza los 3.067 desempleados y en el sector industria, con 34 parados más y un total de 1.589.Curiosamente las mujeres copan el descenso del paro en diciembre, mientras que se produce un aumento entre los hombres, con 169 parados más y un total de 11.607. Entre la población femenina, donde el desempleo siempre es mayor, éste se redujo el pasado mes en 631 personas, situándose la cifra en 17.052 desempleadas. La explicación estaría en las nuevas contrataciones que suelen producirse en diciembre, muy ligadas a la campaña navideña y por tanto al comercio, donde las mujeres siguen manteniendo un mayor presencia.

En cualquier caso y pese a los datos positivos del mes de diciembre, el descenso del desempleo ha sido muy inferior al producido en este mismo mes de los dos años anteriores. En diciembre de 2016, la bajada del paro fue de 733 personas y en el de 2015, de 679.

Desde el sindicato CCOO exigieron ayer medidas urgentes contra “la precariedad y temporalidad del empleo en nuestra ciudad, ya que el descenso del paro registrado en diciembre no oculta una situación preocupante y todavía lejos de los datos de antes de la crisis”. El secretario general de CCoO en Jerez, Rafael Tejada, sostuvo que “la ciudad sigue manteniendo un altísimo desempleo estructural agudizado durante los años de crisis que supone una dificultad para la recuperación del empleo. La precariedad laboral con contratos de días de duración, a tiempo parcial y con muy bajos salarios es el principal problema estructural de la economía jerezana”. CCOO lamentó que “después de una década y a pesar del descenso continuado de los últimos tres años los datos nos señalan que todavía tenemos 28.659 personas más inscritas en las oficinas de empleo”. Por otro lado, el hecho de que la mayor caída del paro se haya producido este mes en el sector servicios y en el epígrafe de ‘sin empleo anterior’, mientras sube en la construcción e industria pone de manifiesto, según CCOO, “los déficits de nuestro mercado de trabajo que destaca por la generación de un empleo vinculado especialmente al sector servicios, con altas tasas de temporalidad y de rotación”.

El sindicato asegura que es imprescindible un cambio de políticas económicas y la derogación de las reformas laborales “que solo han supuesto un retroceso en el empleo, en la calidad del mismo y en el progreso y desarrollo de nuestras sociedades” y pide el impulso y ejecución de políticas de desarrollo local que fortalezcan el empleo en sectores tradicionales y la apuesta por nuevos procesos productivos vinculados a estos sectores tradicionales. “La apuesta política por el desarrollo industrial, e impulso de Parque Tecnológico Agroindustrial, así como el desarrollo de las infraestructuras”. Al mismo tiempo exige a los Gobiernos central y autonómico planes de creación de empleo específicos y un impulso a la negociación colectiva para el crecimiento imprescindible de los salarios “como impulsor para la recuperación del consumo y de un empleo de calidad”.

Por su parte, el presidente de CSIF Cádiz, Enrique Estévez, consideró una buena noticia el descenso del paro en la provincia en más de 13.000 personas, básicamente gracias al empuje del sector servicios durante la campaña navideña y el puente de la Constitución. Sin embargo, para Estévez, “la precariedad laboral imperante y la temporalidad no se eliminan con esta bajada del paro estacional. La mayor parte de los nuevos contratos que se firman son de pocas horas y con unas condiciones laborales lamentables, que dejan al trabajador sin posibilidad de reclamar mejoras”.

Para el presidente de CSIF Cádiz, “sigue siendo urgente cambiar de manera radical el tejido productivo de la provincia, para que se puedan crear puestos de trabajo de mayor estabilidad y calidad, con mejores salarios y conservando derechos laborales que ya casi han desaparecido desde que comenzara la crisis”. El cambio en el tejido productivo que propone CSIF podría producirse si se facilitara, por parte de la Administración pública, “la implantación de nuevas empresas e industrias, basadas, por ejemplo, en las energías renovables y en las nuevas tecnologías”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios