Fútbol At. Onubense 1 - Xerez CD 1

Multa de 120 euros por tocar el trasero a una chica en un pub

  • El fiscal solicitaba que el acusado pagara 3.600 euros por estos hechos, ocurridos las pasadas navidades

Comentarios 4

Una multa de 120 euros es la pena que finalmente se ha impuesto al joven de apenas veinte años al que se juzgó por tocar el trasero a una chica en una discoteca de la ciudad. La pena que se ha impuesto finalmente es muy inferior a la que solicitaba el Ministerio Público que pedía para el encausado una multa que ascendía a 3.600 euros por estos hechos, ocurridos el día de Nochebuena del año pasado. El juicio se celebró por la vía rápida, ya que tuvo lugar apenas unas semanas después de lo sucedido. Hay que reseñar que el fallo aún no es firme y que ha podido presentarse un recurso de apelación a la Audiencia Provincial.

El motivo de tal rebaja es que el magistrado del Juzgado de lo Penal 3 ha considerado que los hechos son una falta en lugar de un delito, es decir, que considera que los hechos son menos graves. En concreto considera que no ha habido un delito continuado de abuso sexual, sino que se trata de una falta continuada de vejaciones. El porqué de esta decisión lo justifica alegando a jurisprudencia anterior donde figura una sentencia anterior dictada por la propia sección jerezana de la Audiencia. El magistrado indica que a lo largo del juicio no se aportó ningún dato que permita dar a entender que hubo un "ánimo libidinoso" del inculpado cuando realizó los tocamientos a la joven. Además, el contacto fue breve, no recayó sobre los órganos sexuales de la denunciante y siempre se produjo por encima de la ropa.

El juez considera probado que en la madrugada del día 24 de diciembre pasado el acusado estaba en un pub de la avenida de Méjico, zona de movida de la ciudad. La perjudicada estaba bailando en esa discoteca con un grupo de amigos cuando el acusado apareció por detrás y le tocó el culo pero "fugazmente". A continuación se marchó. Poco después ese tocamiento se volvió a repetir y de la misma forma, "rozando a continuación sus genitales con las nalgas" de la perjudicada.

No sólo eso, sino que el magistrado da por probado que el encausado se enzarzó en una discusión con el novio de la chica, algo por lo que se sigue un procedimiento distinto. Asimismo, el juez estima que fuera del local en cuestión el joven que se sentó en el banquillo se dirigió a la chica diciéndole "tu novio es una maricona y os vais a enterar". Por esto el joven ha sido castigado también a una falta de injurias con una pena de multa de 84 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios