Quejas vecinales en la barriada España por los 'botellones'

  • Residentes de esta zona denuncian que los fines de semana "es imposible dormir" por las aglomeraciones de jóvenes en las calles

Comentarios 1

Desde hace tiempo, los vecinos de la barriada España vienen sufriendo todos los fines de semana las molestias que ocasionan los pequeños 'botellones' que los jóvenes forman en los aledaños de bares de copas. Vecinos de la zona enumeran los innumerables perjuicios que les está causando esta situación. "Estamos soportando escándalos y actos vandálicos como roturas en vehículos, destrozos en mobiliario urbano, pintadas en fachadas, orines y deposiciones en la vía pública, música en los coches a todo volumen y botellones en la vía pública". Junto al estado en que quedan las calles al día siguiente, con los restos evidentes de lo que ha sido la madrugada, los vecinos denuncian la imposibilidad de conciliar el sueño, ya que "los ocupantes de los vehículos llegan como si fueran las doce del mediodía, forman corrillos hablando a gritos, se despiden a voces y los toques de claxon son continuos con el único fin de molestar a los vecinos". Los mayores escándalos, según afirman los residentes, se producen los sábados por la noche, aunque se pueden extender desde el viernes o al domingo en alguna festividad especial. "Cuando salen del botellódromo, sobre la una de la madrugada, se vienen para aquí y antes de entrar en los locales y después, cuando salen, se arma todo el alboroto".

La situación ha llevado a que algunos vecinos opten por llamar a la Policía Local, "pero no siempre aparecen, imaginamos que porque están en otros servicios más urgentes". De cualquier forma, hay residentes que ya han puesto en conocimiento del Ayuntamiento la situación. "Las noches de los sábados es mejor buscarse otro plan porque es imposible dormir. Lo que queremos es que se tomen las medidas oportunas para que no sucedan estos hechos. Si la policía llegase y pusiese sanciones administrativas quizá se solucionase algo".

La mayor presencia policial y el levantamiento de actas por consumo de alcohol en la vía pública fueron algunas de las medidas que adoptó el Ayuntamiento para luchar contra el 'botellón' en otras zonas de la ciudad como el entorno de San Mateo, donde los vecinos también se movilizaron por las molestias que causaban las aglomeraciones de jóvenes, una situación similar a la que hora viven en la barriada España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios