Urbaser suspende los despidos pero la plantilla mantiene las movilizaciones

  • El comité de empresa asegura que no cancelará la convocatoria de huelga si el Ayuntamiento y la concesionaria no acuerdan un plan pago de la deuda en una reunión a celebrar el próximo miércoles

Comentarios 6

El puñetazo que la alcaldesa, Pilar Sánchez, dio anteayer en la mesa al anunciar que estaba resuelta a rescindir la concesión de la limpieza viaria y la recogida de basura a Urbaser surtió finalmente el efecto deseado. La gerencia de la empresa mantuvo ayer una reunión con el comité por espacio de hora y media y resolvió no llevar a efecto su intención de despedir a 53 trabajadores fijos y prescindir de 50 eventuales, que finalmente serán renovados.

Así las cosas, aunque los operarios, reunidos en una asamblea informativa celebrada anoche, decidieron cancelar los 'paros' informativos de ocho horas diarias, adoptaron mantener la convocatoria de huelga que habían decidido comenzar a partir del día 14 ó 15 del presente mes, hasta tanto en cuanto el Ayuntamiento y la dirección general de la empresa no limen asperezas en una reunión que celebrarán en el Consistorio el próximo miércoles. "La empresa ha dado un paso importante en favor de los trabajadores y ahora sólo queda que el gobierno municipal sea capaz de trasladar un compromiso de pago real y que dé estabilidad a la empresa y la plantilla", comentó anoche a este Diario José Antonio Román, portavoz del comité.

"Tenemos que esperar a esa reunión y esperemos que todo vaya bien, si en la reunión que mantendremos con la empresa tras su encuentro con la alcaldesa nos aseguran que han alcanzado un acuerdo, automáticamente suspenderemos las movilizaciones previstas", recalcó Román, quien aclaró que ahora mismo los trabajadores de Urbaser en Jerez "sólo queremos que se alcance un acuerdo, trabajar, mejorar el servicio, modernizarlo y en febrero firmar un nuevo convenio que aumente la plantilla".

La vieja historia de tiras y aflojas entre Urbaser, con la concesión en su poder desde 1995 y hasta 2019, y Ayuntamiento ha vuelto a repetirse y, una vez más, sin consecuencias, ni en lo relativo a despidos e impagos ni en la suspensión forzosa, por ahora, de un servicio básico para la ciudadanía. No obstante, y a expensas de lo que ocurra en la reunión entre empresa y Alcaldía, los ánimos no parece que vayan a apaciguarse a corto plazo pues, a tenor de los datos proporcionados ayer por el PP a este Diario, la concesionaria tiene razones más que suficientes como para insistir en sus reclamaciones para que el Consistorio jerezano cumpla con sus obligaciones de pago.

Respecto a lo anterior, la portavoz de los populares en la ciudad, María José García-Pelayo, confirmó que en el avance de la liquidación municipal del primer semestre de 2007 el gobierno municipal sólo reconoció nueve de los aproximadamente 30 millones de euros presupuestados para costear durante el año pasado los servicios que presta Urbaser. Pero no sólo eso, sino que de esos nueve millones reconocidos a junio de 2007, el Ayuntamiento únicamente pagó, siempre según los datos que maneja el principal grupo de la oposición, 4,5 millones. Lo que lleva a pensar, dijo Pelayo, que la deuda que se mantiene con la empresa no sólo está lejos de enjugarse, sino que "crece a cada año que pasa".

Precisamente, este mismo año, tal y como recoge el acuerdo plenario facilitado ayer por el portavoz de IU, Joaquín del Valle, Urbaser llegó a demandar al Ayuntamiento en el Contencioso por el impago del canon -de unos doce millones de euros- que la concesionaria entregó al principio de la adjudicación y que le debía ser devuelto ejercicio tras ejercicio hasta la conclusión del contrato en 2019. Estos doce millones más intereses, reconocidos ya en pleno junto a otros siete por servicios prestados no recogidos en el pliego del 95, se incluyen, pese al anunciado plan de pagos y como ya puso esta misma semana de manifiesto el comité de la concesionaria, en la deuda de unos 44 millones de euros que el Ayuntamiento mantiene todavía con Urbaser, con la paciencia prácticamente colmada, aunque en disposición, según confirmó el comité de empresa, de alcanzar el enésimo acuerdo con el gobierno municipal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios