Más acreedores de Fivesur se apuntan a la 'suspensión de pagos'

  • Los nuevos propietarios insisten en pedir más tiempo porque "venimos a salvar la empresa"

Comentarios 1

La decisión del principal grupo de acreedores de Fivesur de solicitar el inicio del proceso concursal -antigua suspensión de pagos- por impago de la deuda que mantiene la empresa con cientos de proveedores despertó ayer el interés de otros acreedores, que se pusieron ayer en contacto con el abogado que tramitará la demanda, Adriano de Ory, para manifestarle su deseo de personarse en el proceso desde su inicio. "Se han apuntado más acreedores y seguramente en los próximos días llamarán más, pero mañana terminará de reunir la documentación de los que ya hay para presentarlas ya ante el juez, proque si no se puede hacer interminable".

De Ory seguía recopilando ayer pagarés y facturas de en torno a una treintena de los acreedores a los que representa y que el lunes acordaron por unanimidad activar el concurso ante la falta de respuesta de los nuevos propietarios de la constructora jerezana, a los que dieron una semana de plazo para ofrecer una solución tras el nuevo impago de los pagarés con fecha de vencimiento de 31 de marzo.

Tras el anuncio del inicio de los trámites para la convocatoria del concurso de acreedores, la única noticia que tuvo el abogado de la nueva dirección de Fivesur fue a través del envío de un fax con una relación de proveedores que no se corresponde con la de sus clientes, en la mayoría de los casos, en la que los constructores reconocen el 90% de una deuda total de 800.000 euros -la cantidad que reclama el grupo representado por De Ory supera los 2,5 millones de euros-, sin más detalles.

El abogado, que no alcanzó a entender "qué es lo que quieren con este fax, en el que ni siquiera aparece la mayoría de mis clientes", anunció que los acreedores siguen adelante en su decisión de activar el concurso, para el que con casi toda probabilidad presentarán la solicitud el viernes ante el juzgado número 1 de lo Mercantil de Cádiz.

Desde Fivesur, uno de sus responsables, sorprendido por la decisión adoptada por este grupo de acreedores reiteró a este medio que la intención de los nuevos propietarios es "salvar la empresa". "Estamos aquí para sacar adelante la empresa y lo único que van a conseguir con el concurso es paralizar todo", señaló, al tiempo que puntualizó que "en treinta días que llevamos aquí estamos repasando todas las facturas y hemos hablado con bancos, con promotores y con acreedores, pero necesitamos algo más de tiempo".

El mismo responsable subrayó que la decisión de convocar el concurso "altera todos los planes que teníamos previstos para estos días, ya que genera desconfianza y preocupación, por lo que aumenta las dificultades". En cuanto al retraso en la liquidación de los trabajadores que se dieron de baja voluntariamente o que fueron despedidos (el 90% de los 176 que había en plantilla en la constructora antes de la compra a principios de marzo por la sociedad Saba Serveis), el empresario sentenció: "Qué importa un día más o un día menos en las cantidades en las que nos movemos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios