Una atípica intermediación para que no se destruya empleo en el peor momento

  • La constructora, hoy al borde del abismo, fue catalogada como una de las mejores de España en 2003

Fivesur SL sigue siendo hoy la primera constructora jerezana, y entre su cartera de clientes figuran, entre otras de las más grandes promotoras, Reyal Urbis y Rochdale. Fuentes ligadas a las negociaciones con la banca achacan su actual falta de liquidez a una "mala previsión" que ha ido unida a una "mala contabilidad" de los costes de las obras. Tal ha sido su volumen de obras que, en ocasiones, Fivesur, siempre de acuerdo con las mismas fuentes, ha acometido trabajos que no han llegado a ser del todo rentables. La intervención del consejero Antonio Fernández García ha perseguido, únicamente, evitar la existencia de un problema que, más pronto que tarde, iba a estallar, con la consiguiente pérdida de empleo en la ciudad. Ha sido la de la Consejería de Empleo una labor pura de intermediación entre la empresa y la banca, algo atípico. Y a juicio de la banca, no se puede obviar así como así el problema económico de la empresa, de ahí que la operación se estudie concienzudamente.

Por supuesto, no es la primera vez que el Gobierno andaluz va mucho más allá de lo habitual, pero sí que estas mediaciones no suelen trascender. Hoy, quizá esté presente la Junta en la operación donde más puestos de trabajo y pequeñas y medianas empresas corran el riesgo de desaparecer, al menos en Jerez, justo cuando al mismo tiempo las elecciones autonómicas están a la vuelta de la esquina. Si los políticos suelen estar al corriente de cualquier crisis que se avecina, en estas fechas no se pueden permitir el lujo de que les estalle una sobre la mesa, como está demostrado.

Lo normal es que la Junta de Andalucía intervenga cuando se originan los problemas, sobre todo en los casos que tengan especial relevancia social. Pero en éste, la Consejería de Empleo ha puesto toda la carne en el asador para impedir que la quiebra sea una realidad y se vean en la calle más de mil personas. El problema es que hay que tener presente que Fivesur es una empresa de un sector de la construcción que atraviesa por una severa crisis en la ciudad. Malvender su patrimonio en un corto espacio de tiempo es adonde no quiere llegar la constructora, informan fuentes del sector.

La empresa nació, según su 'web', con el objetivo fundamental de cubrir las exigencias que el mercado de la época requería respecto a calidad y técnicas constructivas, especializándose en el sector de pequeñas y medias superficies y establecimientos de comida rápida. En muy poco tiempo, se creó un grupo empresarial formado por siete sociedades con presencia en distintos sectores desde la construcción a la promoción inmobiliaria, o incluso la carpintería. Todo este esfuerzo les llevó a ser seleccionados por la prestigiosa firma Dun & Bradstreet como una de las mejores empresas españolas del año 2003.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios