Jerez

"Nunca se ha cogido tanta droga en Jerez como en los dos últimos años"

  • Este policía abandona la ciudad para ir a su nuevo destino en El Ferrol tras dos intensos años de operaciones

Comentarios 4

Llegó hace dos años a Jerez y desde finales de 2006 ha sido el jefe del grupo de Estupefacientes de la Comisaría de la ciudad. La última operación que ha desarrollado su grupo, bautizada como 'Carlomagno', ha tenido mucha repercusión social. Ha sido el colofón al que era su primer destino para luchar contra la droga. En breve estará en Ferrol para continuar allí su labor como jefe de Estupefacientes.

-¿Qué balance hace del tiempo que ha pasado aquí en Jerez?

-Profesionalmente han sido dos años muy fructíferos. Nunca se ha cogido tanta droga en Jerez como en estos dos años. En el grupo hemos combinado la experiencia con la juventud y eso ha dado frutos.

-Recién llegado además fue nombrado jefe de grupo...

-La decisión partió del comisario actual, Andrés Garrido. Depositó su confianza en mí viendo mi forma de trabajar en la época en la que estaba de segundo y creo que no le he fallado. Han sido dos años de mucho trabajo siempre en detrimento de la familia.

-Han sido dos años en los que se ha intervenido mucha droga en Jerez, sobre todo, en 2007.

-El año pasado, en mayo, se batió un récord histórico al coger casi diez kilos de cocaína en la operación 'Eslabón', donde se superó el récord de diciembre de 2006 con la operación 'Pollo', donde se aprehendieron 5 kilos de coca.

-Se ha despedido además a lo grande, con la operación 'Carlomagno' donde ha habido diez detenidos y ocho de ellos están en prisión.

-Ha sido una de las operaciones más sonadas por la trascendencia social que ha tenido, al estar implicadas personas conocidas pero en otras operaciones incautamos más cantidad de droga.

-¿Cómo definiría la forma de trabajar del grupo del que se marcha?

-Hay entre ocho y diez personas y en él se combina la experiencia de la veteranía y la juventud. Se han escuchado las ideas de todos, porque diez cabezas piensan más que una, por eso se debate. Además se hace una labor de campo diaria con las horas de vigilancia a la persona que se investiga y así obtener mucha información y luego judicializarlo todo para aportar todas las pruebas posibles y además que estén bien fundamentadas. Hay mucha unidad a la hora de trabajar y además el sigilo con el que se llevan las investigaciones. Hemos tenido mucha suerte, pero la hemos buscado. Pero sobre todo, trabajo, sacrificando horas con la familia y con los amigos. Se quedan profesionales como la copa de un pino.

-¿Ha cambiado el Jerez de los clanes de droga asentados en distintos barrios por otra forma de vender droga?

-Hemos diferenciado siempre el pequeño tráfico o minorista y el gran narcotráfico. El tráfico minorista sigue dominado por clanes que basan su actividad económica en vender a pequeña escala sus papelinas y por más que se hacen entradas y registros se vuelven a reorganizar. Ha sido un frente que hemos tratado de combatir. Además se ha detectado que Jerez es una zona de tránsito, tanto de hachís que entra de Marruecos, como de paso de cocaína, que viene mucho de Galicia, Madrid y Sevilla, por ejemplo.

-¿Cómo deja el grupo de Estupefacientes de Jerez?

-Cuando llegué quizá había algo de desmotivación. Dejo muy buenos amigos, amigos para toda la vida y a muy buenos policías. Ahora se dispone de más medios materiales. Tanto el comisario Andrés Garrido, como el segundo jefe, Francisco Álvarez, están haciendo mucho por seguir en esa labor.

-¿Sigue siendo la droga la lacra de Jerez?

-No sólo de Jerez, sino de toda España. Estamos casi a la cabeza del mundo en el consumo de cocaína y me preocupa que se está sustituyendo el hachís, una droga que se considera blanda, por la cocaína. En Jerez no hay tanto repunte de drogas de diseño, por ejemplo.

-Se marcha ahora a un 'punto caliente' de España en cuanto a la droga y además como jefe.

-Droga hay en todos lados. Imagino que se funcionará quizá de otra manera. Me voy triste, porque he dejado buenos amigos y con buenos resultados, pero muy ilusionado para esta nueva etapa. Me marcho por motivos personales, pero con buenas expectativas profesionales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios