"No me dejan en paz", dice el dueño del deportivo quemado en La Granja

  • Isaac Macías señala que "todo fue por un ataque de celos de una antigua novia"

Comentarios 9

Isaac Macías, de 28 años y parado desde hace más de uno, es el propietario del Fiat Barchetta al que le prendieron fuego en La Granja el pasado día 21 de enero. La policía judicial ya ha practicado seis detenciones por el caso, pero Macías aseguró "ayer que no puedo más, tanto por los comentarios que se hacen en la barriada como las injurias que están diciendo sobre mí en los comentarios de Internet. No hay derecho después de lo que he pasado".

El joven confirmó ayer que "fue por celos" la quema de su automóvil, "que no he acabado de pagar", mantiene, explicando que hace "unos cinco o seis meses rompí con una chica, por motivos que no vienen a cuento, cosas que pasan, y luego conocí a otra persona, con la que estoy ahora y muy feliz".

El desafortunado joven indica que su ex novia (no da su nombre) la tomó presuntamente con él "y un día se presentó en mi casa, donde yo estaba con la otra muchacha. Creo que le dio un ataque de celos y me denunció por malos tratos". Sin embargo, mantiene que el juzgado lo absolvió de los citados cargos y reseña incluso que su ex acudió al "hospital, donde se quejaba de dolor, porque decía que la había empujado por la escalera. Mentira, porque el parte no recoge ninguna lesión, sólo que tenía dolor".

Isaac agrega en una conversación telefónica que "a partir de esa denuncia mi vida fue un calvario como lo es para mi pareja. Ella (su ex) se echó un amigo y pensé que se iba a olvidar..." El joven vecino de La Granja relata que ha sufrido constantes amenazas y coacciones, además de que unos desconocidos le provocaron varios daños en su coche, como rajar las ruedas o la capota (el vehículo incendiado es un descapotable), hasta que apareció calcinado. "No sé cuántas denuncias he puesto ya en la comisaría", agrega. Macías señala que "es de vergüenza que digan por ahí que yo vendo drogas, que soy un traficante. Si así lo fuera, que es mentira, ¿estaría hablando con usted, dándole mi nombre y apellidos, y mi número de teléfono?". Macías agrega que no ha sido requerido todavía por el juzgado de instrucción que lleva la causa abierta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios