21 días de encierro, 24 horas en ayuno

  • CGT mantiene la acampada de apoyo a los dos afectados por los despidos municipales encerrados en la Catedral, tras el abandono ayer por enfermedad de un tercero

Comentarios 38

Los sindicalistas de CGT, uno por cada una de las siete primeras sentencias en las que se declara improcedentes los despidos de trabajadores municipales, acampados a las puertas de la Catedral en apoyo a los compañeros que permanecen encerrados en el interior del primer templo jerezano fueron relevados a medianoche de ayer por el segundo turno para el ayuno voluntario de 24 horas tras una larga y fría noche en la que apenas pudieron conciliar el sueño.

A las 12 de la noche de hoy se producirá un nuevo relevo del tercer turno, y así sucesivamente hasta que el gobierno local dé una solución satisfactoria a los 19 trabajadores municipales, la mayoría afiliados a la CGT, afectados por los despidos.

La solución para esta central sindical -mayoritaria en el Ayuntamiento- pasa por la readmisión de todos los despedidos, entre ellos los dos empleados municipales que cumplen ahora 21 días de encierro en la Catedral tras causar baja ayer, por recomendación médica, el tercero de los trabajadores que eligió esta vía de protesta. Un catarro complicado por la fiebre que podía derivar en neumonía terminó por convencerle, y no sin resistencia, de la necesidad de abandonar el encierro.

La misma resistencia, o más, ofrece otro de los encerrados, también en delicado estado, a desistir de su intención de ponerse en huelga de hambre a partir del lunes, idea que los responsables del sindicato trataban ayer de persuadirle para que abandone y con la que no están dispuestos a permitir que siga adelante al estar en juego su salud.

El secretario de comunicación de la CGT, José Antonio Sánchez, fue explícito al respecto al señalar que "no queremos mártires", mientras el delegado sindical José García, tajante, aseguró que "bajo ningún concepto, y aunque tengamos nuestras diferencias, vamos a permitir que se ponga en huelga de hambre".

Los responsables sindicales valoraron por el "apoyo moral" que resprsenta que tanto los sindicatos CCOO y UGT como la oposición se haya manifestado a favor de la readmisión de los despedidos, por lo que esperan "un cambio de actitud" del equipo de gobierno en los próximos días, momento hasta el que, si el cuerpo aguante, seguirán acampando por turnos a las puertas de la Catedral.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios