El frente se va dejando otros 31 litros y ningún incidente

  • Los meteorólogos anuncian tiempo seco y hasta temperaturas cercanas a los 30 grados

Sacos terreros amontonados ayer en Puertas del Sur para evitar el paso del agua en caso de tromba. Sacos terreros amontonados ayer en Puertas del Sur para evitar el paso del agua en caso de tromba.

Sacos terreros amontonados ayer en Puertas del Sur para evitar el paso del agua en caso de tromba. / pascual

El último día del temporal dejó 31 litros por metro cuadrado en la ciudad. Lo hizo la madrugada de ayer. Se trata, contra lo que pudiera pensarse, de una precipitación importante aunque, en comparación con la tremenda tromba de la madrugada del miércoles pasado fue prácticamente 'nada'.

Según fuentes de Aemet consultadas por este medio, la precipitación desde las doce de la noche hasta las ocho de la mañana de ayer fue exactamente de 31,5 litros. La misma se distribuyó a lo largo de toda la noche, con especial incidencia en el tramo comprendido entre la una y media y las tres de la mañana, si bien la llovizna débil persistió hasta bien entrada la mañana.

La buena noticia fue que dicho aguacero, aunque intenso, sólo sirvió para limpiar un poco las calles que aún siguen llenas de barro. No se padecieron incidentes de gravedad.

De otro lado, las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) apuntan a que las fuertes lluvias ya se han ido de Jerez. Así, para los próximos días la previsión de lluvia es nula, a excepción de hoy cuando se espera un mínimo 5% de posibilidad de precipitación.

Para los días comprendidos entre hoy y el próximo miércoles no se esperan lluvias en Jerez y las temperaturas máximas rondarán entre los 26 y los 27 grados. Las mínimas, por su parte, no bajarán de los 13 grados. Sigue siendo un tiempo especialmente benigno para estas alturas de año.

Una prestigiosa web meteorológica, eltiempo.es, asegura que las temperaturas hasta comienzos de noviembre estarán rondando los 30 grados, lo que ya es una absoluta barbaridad. Pese a todo hay que recordar que es justamente ese incremento de temperaturas, verano de El Membrillo, según la sabiduría popular, el que abre la puerta a las primeras grandes bajadas de temperaturas del próximo invierno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios