El juzgado de Violencia de género puede llegar a los 600 casos al año

  • En el primer mes que lleva funcionando en la ciudad ha incoado cerca de medio centenar de asuntos. Muchos de los casos se resuelven incluso en el mismo día

Comentarios 2

El juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Jerez ha recibido cerca de medio centenar de casos en un mes, como ha confirmado su titular, la magistrada Graciela González Carrasco. Desde que echara a andar el pasado 28 de diciembre no se ha parado de trabajar en el juzgado, que cuenta con una plantilla total de diez funcionarios. Si a lo largo del año se mantuviera esa media, el juzgado puede llegar a incoar cerca de 600 asuntos anuales de tipo penal. Hay que tener en cuenta que este órgano no sólo atiende casos de este orden, sino que también toca otros de carácter civil como el reparto de la custodia de los hijos de una pareja con un otro pleito vivo en el juzgado.

La jueza reconoce que hay días en los que la carga de trabajo se nota en exceso, sobre todo, después del fin de semana, cuando hay más número de detenidos. Es habitual que este tipo de asuntos se incrementen cuando las parejas pasen más tiempo juntas en el domicilio conyugal, sobre todo, en periodos vacacionales. El juzgado ha comenzado a funcionar justo en la época de las Navidades, el día de los Inocentes. "Hay veces en los que es estresante porque hay que escuchar a la víctima, tomar declaración al detenido y a los testigos si los hubiera en el mismo día. La jornada es imprevisible, unos días no se para y otros son algo más tranquilos", como remarca la magistrada. Buena parte del trabajo se lleva al día, tanto es así que en una sola jornada puede hasta dictarse la sentencia y en ella medidas especiales como las órdenes de alejamiento, una de las garantías que buscan las víctimas para que las situaciones que denuncian no se produzcan de nuevo. De momento se han hecho algo más de una treintena de asuntos como diligencias urgentes, que derivan en juicios rápidos. Los inculpados pueden conformarse con la pena en el mismo juzgado, en ese caso se dicta ya el fallo. Por el contrario, si no aceptara la pena, la causa pasaría a enjuiciarse también por la vía rápida en uno de los tres juzgados de lo Penal con los que cuenta Jerez. De momento, se han celebrado en el nuevo órgano unos cinco o seis juicios de faltas (hechos menores que no llegan a ser delito). La jornada de trabajo se hace fundamentalmente por la mañana, "es casi como una guardia", dice la jueza, pero en alguna ocasión se ha prolongado hasta bien entrada la tarde.

Hasta el momento se han incoado entre unas diez y quince diligencias previas, que conciernen a asuntos que requieren una instrucción algo más compleja que la que requiere una causa que se enjuiciaría por la vía rápida porque, por ejemplo, hace falta una prueba pericial.

Las instalaciones en las que se ubica este juzgado son provisionales, y en unas semanas ganarán en espacio. Como marca la ley, se ha tenido en cuenta la protección de la víctima para que esté mejor atendida y no se encuentre allí con su supuesto agresor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios