La pelea en la procesión sólo arrojó heridos leves

  • Fuentes policiales niegan que se produjera el domingo una avalancha en la plaza Rivero: "La gente mantuvo la calma"

Un vehículo de la Policía Nacional, el domingo durante la procesión. Un vehículo de la Policía Nacional, el domingo durante la procesión.

Un vehículo de la Policía Nacional, el domingo durante la procesión. / manuel aranda

El pasado domingo, durante el paso de la procesión de la patrona de la ciudad por plaza Rivero, se produjo un altercado entre el encargado de un carrito de chucherías y personas que esperaban en la zona la llegada de la imagen. Ante la imposibilidad de cruzar por una marea de gente, el vendedor se enzarzó e incluso llegó a sacar un objeto contundente con el que propinó varios golpes a tres personas. Sin embargo, fuentes policiales explicaban ayer que el altercado fue menor y que los heridos presentaban "sólo contusiones leves". Igualmente, y a pesar de los rumores que se han extendido, estas fuentes indican que en ningún caso se produjeron avalanchas entre el público.

"Siempre se realiza un plan de seguridad para estas ocasiones y una de las cosas que se tratan de evitar son estas estampidas. Hay que decir que tiene más riesgo una avalancha que la propia pelea o trifulca de la que se intenta escapar en casos así. Esta vez no se ha producido, la gente ha mantenido la calma. La recomendación que hacemos siempre es que las personas tengan sentido común y sigan siempre las órdenes de los agentes", explican estas fuentes. El plan de seguridad finalizó una vez que la patrona volvió a la basílica el domingo, y en el participaron la Policía Local y el Cuerpo Nacional de Policía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios