El policía local que falleció al caer al vacío escalando en Villaluenga será enterrado hoy

  • El agente llevaba diez años luchando contra una grave enfermedad

El agente Antonio Cordero. El agente Antonio Cordero.

El agente Antonio Cordero.

El policía local de Jerez Antonio Cordero Galera será enterrado hoy en la ciudad que le vio nacer después de que el pasado viernes falleciera tras caer desde una altura de 60 metros cuando practicaba escalada en el paraje conocido como el Tajo de Villaluenga, una cumbre con enorme cortado. Este agente de la autoridad, que llevaba diez años peleando contra una grave enfermedad, estaba retirado del servicio, si bien mantenía contacto con muchos compañeros de la Policía Local de la ciudad, los cuales ayer lamentaron profundamente su fallecimiento tras la dura lucha que lleva emprendida y desarrollada contra su enfermedad.

El agente fallecido, que tenía 48 años en el momento del trágico accidente, estaba casado con una empleada municipal y tenía dos hijas.

Según pudo saber este medio el sepelio en memoria del agente fallecido tendrá lugar a las diez de la mañana en las instalaciones del Tanatorio de Jerez, donde ayer llegaron sus restos mortales tras ser sometidos en las instalaciones de Servisa, en Cádiz, a la preceptiva autopsia, la cual es obligada en todo caso de muerte de carácter violento como es el caso.

El funeral comenzará a las diez de la mañana y una vez concluido se procederá al traslado de los restos mortales al Cementerio Municipal 'Nuestra Señora de la Merced', donde serán inhumados. Se prevé una amplia presencia de agentes y representantes del cuerpo policial local durante dichos oficios religiosos.

Una de las hipótesis que se baraja es que el agente acelerara el paso por un sendero peligroso del Tajo de Villaluenga cuando comprobó que la noche se le venía encima, lo que provocó que cayera al vacío desde una altura de casi 20 pisos.

De otro lado, cabe destacar que la persona que le acompañaba en la escalada, una mujer de 47 años, fue trasladada ayer al Hospital Puerta del Mar de Cádiz (especializado en politraumatismos) después de que en primera instancia se le atendiera en el hospital clínico de Villamartín tras ser rescatada, algo para lo que se emplearon nada menos que tres horas.

Antonio Cordero prestó servicios durante muchos años en el Escuadrón de Caballería de la Policía Local.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios