Las vísperas de la Navidad toman cuerpo en la Alameda del Banco

  • Una degustación de potaje de castañas y una zambomba animaron allí la jornada

La popular Alameda del Banco se ha erigido por méritos propios en el epicentro de la Navidad jerezana, al menos durante la época previa a las grandes celebraciones que aún deben llegar. Ayer, sin ir más lejos, dicho enclave del centro urbano albergó dos actos netamente navideños como fueron la degustación de un potaje de castañas al mediodía y una animada zambomba a cargo de la familia Junquera ya por la tarde. En lo negativo, destacar la mala climatología que, desafortunadamente, restó brillantez a la jornada.

La degustación gastronómica ya reseñada comenzó al borde de las 13,30 horas y concluyó poco antes de que las cuatro de la tarde llegaran a los relojes, con el inconveniente ya reseñado de que la lluvia lo interrumpió en varias ocasiones.

El hostelero Manuel García Mateos (propietario de la Venta 'El Cotito' de Mesas de Asta y quien ya tuviera a su cargo otra degustación popular durante las pasadas Fiestas de Otoño) fue el encargado de preparar nada menos que 150 kilos de ese guiso dulce conocido como potaje de castañas, un plato que era muy habitual hace generaciones antes de que la patata, traída de América, se adueñara de la gastronomía local hace aproximadamente trescientos años.

Miel, castañas y alubias, todo ellos sobre un sofrito de cebolla y perejil, conformaron los ingredientes de esta receta. Cabe destacar que la organización remitió a las monjas del comedor de 'El Salvador' el potaje que sobró debido a las inclemencias meteorológicas.

Ya bien entrada la tarde-noche se celebró, también en la Alameda del Banco, una zambomba tradicional jerezana. La fiesta estuvo a cargo de la familia Junquera, que desplegó su arte ante los varios cientos de personas que allí se congregaron. En las pequeñas carpas instaladas por el Ayuntamiento la bodega jerezana González Byass ofreció a los asistentes un delicioso oloroso dulce, además de una degustación de los tradicionales pestiños. Éstos fueron servidos por unos jóvenes ataviados a la usanza árabe.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios