Fútbol At. Onubense 1 - Xerez CD 1

Un muerto en el atentado contra un bufete del centro de París

  • La explosión se produjo en un edificio en el que había trabajado Nicolas Sarkozy

Una persona murió y otra resultó herida de gravedad al explotar un paquete bomba enviado a un gabinete de abogados situado en el centro de París, según informó la Prefectura de Policía. El gabinete está situado en la cuarta planta de un edificio donde también se encuentra la sede de la firma de abogados en la que trabajó el presidente francés, Nicolas Sarkozy, por lo que en un principio se pensó que se trataba de un atentado de carácter político, posibilidad que parece desvanecerse con el paso de las horas.

La explosión se produjo cuando la secretaria del bufete, de 60 años, abrió el paquete que le acababa de entregar un repartidor. La asistente murió y un abogado que se encontraba cerca de ella, Olivier Brane, de 58 años, resultó herido de gravedad.

La ministra del Interior, Michele Alliot-Marie, que regresó de inmediato de Bruselas para visitar el lugar de los hechos, condenó "con la mayor firmeza este acto odioso" en un comunicado en el que se informó de que la explosión causó un estado de shock a varias personas.

Según la ministra, "las diferentes placas de otras actividades que tienen lugar en este edificio son muy claras, así que aparentemente, el objetivo parece que ciertamente era alguien de este gabinete". El edificio donde se ha producido la explosión también alberga el bufete de abogados Arnaud Claude y asociados, que fundó el presidente francés, Nicolas Sarkozy, junto a Michel Leibovici y el citado Claude en 1987, así como la sede de la Fundación para la Memoria del Holocausto.

La Prefectura de París calificó de "atentado" la explosión, que no ha sido reivindicada hasta el momento, y desplegó un amplio dispositivo policial y militar alrededor del inmueble. El fiscal de París, Jean-Claude Marin, aseguró en el lugar de los hechos que "los móviles de la explosión son en estos momentos totalmente desconocidos", pero descartó que guarden relación con el gabinete en el que trabajó Sarkozy y del que todavía es accionista.

También afirmó que en el bufete donde se produjo la explosión, que se dedica esencialmente a asuntos civiles e inmobiliarios, no hay, contrariamente a informaciones que circularon inicialmente, ningún letrado que trabaje en el juicio de Yvan Colonna, presunto asesino del prefecto de Córcega en 1998 actualmente procesado en París.

En un primer momento, la Policía buscó un segundo paquete bomba, pero, según Marin, había uno solo, que contenía dos artefactos que estallaron justo después de su apertura.

La Brigada Antiterrorista de la capital se ha hecho cargo de las investigaciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios