Los 'Jueves Flamencos' echan el telón con 'Festival de clausura'

  • El ciclo de Cajasol se despide hasta la próxima temporada con un espectáculo en el que participan José Menese, La Macanita, Pansequito y Angelita Vargas

Comentarios 2

La Fundación Cajasol cierra esta noche la temporada de Jueves Flamencos con Festival de clausura, un espectáculo en el que intervienen José Menese, Pansequito, Angelita Vargas y La Macanita. Para Manuel Herrera, coordinador del ciclo, esta última cita quiere rendir tributo a "esos festivales de verano que han tenido una importancia fundamental en la difusión del flamenco".

Ninguno de los participantes quiso precisar el contenido de la velada de hoy, aunque Menese adelantó que "con el material que hay, la cosa puede salir redonda". Más que dar las claves de ese Festival de clausura, el cantaor y sus compañeros en la propuesta prefirieron analizar el estado actual del ámbito en el que se mueven. "Cuando empezamos nosotros, le dimos al flamenco un auge, una cosa nueva, le dimos algo diferente", apunta Pansequito, que observa que ahora "están todos clonados, hoy todos los chavales cantan por Camarón".

Pese a ser más joven, La Macanita apoya esta tesis. Cree que "se han ido muchos cantaores buenos y los que hay deberían estudiar más. Se ha perdido la pureza", lamenta la cantaora. Ella, afirma, ha visto "cantar y bailar muy bien" desde su infancia, "y ahora encuentro a muy poquita gente".

Pero, ¿qué es exactamente la pureza? Menese no duda en ilustrar su idea de este concepto, tan escurridizo para algunos. "La pureza estriba en que si a usted le ponen a hacer bolsos de plástico y los hace bien, usted conserva el trabajo. Se trata de hacer las cosas con el mayor rigor, y de acuerdo con el legado que nos dejaron los antecesores", mantiene.

Angelita Vargas no entiende, por ejemplo, "por qué se hacen ahora tantas cosas en el baile. Los brazos están para lucirlos, no para pegar puñetazos", asegura la bailaora. La sevillana, que sacará al escenario hoy a dos sobrinos, se atreve también a responder a la gran pregunta. "Pureza es que te duela. Que tú me estés mirando y sientas ese dolor. No hay que ser gitano para esa pureza, aunque los gitanos la tengamos más desarrollada".

Los Jueves Flamencos de Cajasol ponen fin a una temporada en la que se han ofrecido 25 espectáculos, "un número muy considerable para una programación anual". Manuel Herrera agradece a "la complicidad de los propios artistas, a su generosidad" el impulso de esta iniciativa.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios