Marchas Fúnebres para órgano

SI Don Germán Álvarez Beigbeder no hubiere compuesto sus excelentes marchas fúnebres o procesionales como, algunos las denominan, con toda probabilidad en este pueblo hubiese pasado al anecdotario histórico, ese lugar en el que languidecen, fruto del olvido, algunas grandes figuras de las artes y de las letras. El hecho de que algunas de sus obras se interpreten en la carrera oficial de nuestra Semana Santa ha propiciado que grandes y pequeños llegáramos a interiorizar parte del universo musical del maestro de Jerez, aunque muchos no supieran su nombre. Es oportuno decir y, hasta subrayar, que la obra de Álvarez Beigbeder se articula por su versatilidad y por lo tanto no se debería atomizar, poniendo sólo énfasis en sus composiciones de carácter religioso, género que apreciaba particularmente. No obstante es bueno resaltar el repertorio "profano" en el que sin duda hallaremos auténticas joyas y que demuestra las grandes cualidades compositivas de nuestro paisano.

Después de hacer esta defensa a ultranza de las "otras músicas" de Don Germán volvemos por los vericuetos de la música sacra ya que si bien hoy presentamos un libro en el encontramos las partituras de sus más conocidas marchas tienen la particularidad de que están transcritas y arregladas para órgano por José Jesús Ciero Polvillo, Profesor Superior de Órgano. Fuera del contexto de las bandas de músicas estas obras convierten al órgano en un instrumento ideal por su carácter sinfónico. Para esta ocasión las transcripciones, únicas realizadas y publicadas para gran órgano hasta el momento, están elaboradas para un instrumento con tres manuales y pedal siguiendo los guiones publicados por Harmonía.

Dice José Jesús Ciero que la correcta interpretación de estas piezas requiere dos factores: una calidad técnica de ejecución de un nivel medio-alto y una cierta sensibilidad por la música procesional.

Las marchas que se exponen en esta obra bibliográfica son "Cristo del Cachorro", "Amargura", " Memoria Eterna", "Cristo de la Expiración", "Al Pie de la Cruz ", "Nuestra Señora de la Soledad " , "Nuestra Señora el Mayor Dolor, " "Virgen del Valle" , así como "Mater Desolata " y la muy conocida por estos lares " Desamparo".

La obra ha sido auspiciada por el Centro de Documentación Musical de Andalucía.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios