Lectores sin remedio por Ramón Clavijo y José López Romero

Noticias y lectores

  • La información diaria se convierte en una motivación para la lectura impulsiva que no recogen las estadísticas

 De la cascada de noticias que nos inunda una semana más nuestra mente, “esa mente maravillosa” que diría Punset, selecciona las que finalmente nos provocarán más o menos emociones y dejarán una mayor o menor huella en nuestra memoria. Es paradójico que se hable continuamente, sobre todo en los últimos tiempos, de la desafección por la lectura,  pero ¿de qué lecturas hablamos? Sí, es cierto que para sobrevivir en esta jungla del asfalto  -ahora me ha entrado la vena cinematográfica- necesitamos información puntual, esa que nos llega a través de la prensa convencional o digital, pero no lo es menos  que esa misma información  en muchas ocasiones nos conduce  a una más y pausada lectura sobre temas apenas señalados por la información diaria. Volviendo a estos últimos días han sido ellos especialmente ricos en noticias de cierto calado, unas relacionadas con la marcha definitiva de personajes que ocupan nuestro imaginario sentimental como Tony Leblanc, pero también otras que nos sumen en la  expectación o la inquietud, según se mire, como la del próximo anuncio por parte de la NASA de unas supuesta noticia extraída de la información que envía el Curiosity, que “probablemente, cambiará el curso de la historia”. Noticias culturales de importancia para una ciudad como Jerez, no sobrada de buenas noticias, como la reapertura del Museo Arqueológico o a nivel nacional las elecciones catalanas que seguramente abrirán un antes y un después  en la todavía corta historia del llamado Estado de las autonomías. Estas noticias pasarán como relampagueantes flashes ante muchos lectores, pero otros muchos saltarán de las gruesas cabeceras a la letra pequeña y no pocos desde ahí sentirán curiosidad por indagar algo más de esta u otra noticia que les trajo la semana. El otro día leía una breve información sobre esos lectores, apenas recogidos en las estadísticas, cuyas lecturas vienen determinadas por la información diaria. Lectores impulsivos, poco constantes, anárquicos y  que no se mantienen al tanto de las novedades editoriales, de lo nuevo de Javier Marías, Philip Roth o Pérez Reverte (que por cierto ya está haciendo su particular ‘agosto’ con su nueva novela),   pero al fin y al cabo lectores. Lectores que ahora quizás estén leyendo la biografía de Leblanc, que es tanto como la historia del cine español contemporáneo, lectores que en alguna librería pregunten por los orígenes del Museo de Jerez y quizás por alguna historia de la ciudad. En fin, lectores que ahora mismo busquen lecturas sobre el mal llamado planeta rojo, y así prepararse para esa noticia “que cambiará el curso de la historia”. ¿Por qué será que este último titular me suena?  (Imagen: La mesa de Lectura. Carlos Quintana). Ramón Clavijo Provencio.

Ramón Clavijo Provencio

Libros recomendados

Clavijo, una tragedia

Johann W. von Goethe. Canarias, 2004

Cuando se es uno de los más importantes referentes de la cultura occidental o europea desde el siglo XIX hasta nuestros días, y cuando sus obras más celebradas han logrado el calificativo de “clásicas” (‘Fausto’; ‘Werther’; ‘Las afinidades electivas’, etc.), no es fácil que a su producción dramática se le dispense por parte de la crítica la misma atención, aunque algunas obras presenten un interés especial por el tema del conflicto dramático e incluso por las circunstancias personales del autor, de ahí la excelente edición que aquí reseñamos. ‘Clavijo’ está basada en la figura del escritor español y archivero real José Clavijo y Fajardo y el polémico por fallido compromiso matrimonial que éste firmó y posteriormente rompió con la hermana del no menos célebre escritor y revolucionario francés Pierre A. C. Beaumarchais. El mismo episodio que, al parecer, vivió Goethe con la hija de un banquero de Fráncfort, de la que huyó por diferencias sociales. J.L.R. 

Tres personajes satíricos en busca de su autor

Rosa Navarro Durán  Univ. de Valladolid, 2011.

Jugando con el tan socorrido título de la obra de Pirandello ‘Seis personajes…’, Rosa Navarro, una de nuestras grandes especialistas en literatura de los siglos de oro, intenta desvelar quiénes son los que se esconden tras la anonimia de tres obras del siglo XVI y, en consecuencia, tras sus protagonistas: ‘El Lazarillo de Tormes’, ‘La segunda parte del Lazarillo de Tormes’ y ‘El diálogo entre Caronte y el ánima de Pedro Luis Farnesio’ (obra ésta última que la editorial Alfar nos publicó en 2004 una edición de la que se sirve Rosa Navarro). A través de un análisis de las claves de estas tres obras y estableciendo comparaciones con otros textos, R. Navarro relaciona a Alfonso de Valdés con Lázaro de Tormes (teoría ésta que sigue defendiendo la investigadora); a Diego Hurtado de Mendoza con el Lázaro convertido en atún, protagonista de la segunda parte;  y a Jerónimo de Urrea con el malhadado Pedro Luis Farnesio, hijo del papa Paulo III. J.L.R.  

Bajo el Sol

Las cartas de Bruce Chatwin Sexto Piso Editorial, 2012.

Hace unos años Nicolás Shakespeare publicaba una muy interesante biografía sobre ese gigante de la literatura viajera cual fue Bruce Chatwin. Ahora en una cuidada edición nos desvela la parte más intima y desconocida, el auténtico yo de este escritor que revolucionó el mencionado género literario con obras como ‘En la Patagonia’ o ‘Los trazos de la canción’. A través de la correspondencia que se conserva y en la que intercambió todo tipo de temas con personajes tan relevantes como Paul Theroux, Patrick Leigh Fermor o James Ivory,  se nos va dibujando esa otra biografía, menos conocida y más personal de este personaje que pareciera haber salido de una novela de aventuras. Moriría de sida en 1989 y esa muerte tuvo una gran repercusión no sólo por el personaje, sino por ser una de las primeras figuras conocidas víctimas del virus en el Reino Unido. Él nunca lo reconoció, prefirió jugar y decir que había contraído una infección por un mordisco de un murciélago en China. R.C.P.

Sherlock Holmes y la conspiración de Barcelona

Colomino & Palomé Norma, 2012.

En este año se celebraron los fastos de Charles Dickens. Con menos fanfarrias pero igualmente numerosos fueron los recordatorios en torno al 125 aniversario de Estudio en escarlata, la primera de las novelas donde aparece el personaje de Sherlock Holmes. Películas, series de televisión, ediciones antológicas (quizás la más completa la de Cátedra) han jalonado el año. También se editó en 2011 una novela gráfica en torno a la figura del  inmortal personaje. Primero me tomé esta novedad con cierta prevención, pero al igual que  miles de lectores terminé por sentirme  fascinado tanto por el realismo preciosista de las ilustraciones, pero no menos por el interés de una historia que nos acerca a la Barcelona de 1893, una ciudad centro cultural de la Europa modernista, pero también de la pugna entre burgueses y anarquista. Holmes será testigo de los sangrientos sucesos que azotan a la ciudad mientras trata de resolver un oscuro suceso. Original homenaje. R.C.P.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios