Odyssey gana el caso sobre el abordaje de uno de sus barcos por la Guardia Civil

  • El juez justifica la negativa al registro, ya que era necesario el permiso del capitán o del cónsul

El capitán del buque Odyssey Explorer que se negó en octubre de 2007 a que la Guardia Civil registrase el barco propiedad de la compañía 'cazatesoros' Odyssey Marine Exploration ha sido absuelto del delito de desobediencia grave por el que el Ministerio Fiscal pedía para él una pena de nueves meses de prisión.

Así lo ha resuelto el magistrado José Antonio Villegas del Juzgado de lo Penal número 4 de Algeciras en una sentencia que lleva fecha del 24 de mayo de 2010, aunque fue notificada el 1 de julio.

El juez considera que la negativa del capitán William Sterling Vorus "se encontraba justificada" ya que la Guardia Civil precisa, para "entrar y registrar en los buques mercantes extranjeros" de "autorización del capitán" o, si éste la denegase, "del cónsul" de la nación de bandera del buque.

La Guardia Civil interceptó el Odyssey Explorer el 16 de octubre de 2007 a unas 3,5 millas al sureste de Punta Europa, por orden de un juez de La Línea que investigaba si la compañía 'cazatesoros' había cometido un delito de expolio del patrimonio nacional.

Cuando el buque arribó al puerto de Algeciras, la secretaria judicial del juzgado de Instrucción número 1 de Algeciras notificó al capitán el auto del juzgado que ordenaba la entrada y registro del buque, según el relato de los hechos que hace el magistrado Villegas. El capitán se negó hasta en dos ocasiones a autorizar el acceso, por lo que la Guardia Civil tuvieron que acceder al interior del buque. Si bien, la sentencia puede ser recurrida.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios