Odyssey quiere un "precio generoso" por el pecio capturado

  • Mientras la empresa norteamericana dice que España tiene que mostrar que el tesoro es suyo, el Ministerio de Cultura anunciará hoy sus conclusiones sobre el caso

El presidente de la empresa norteamericana Odyssey Marine Explorer, Greg Stemm, ha asegurado que aunque se confirmara que el pecio hallado con un botín de 500.000 monedas de plata y oro es en realidad la fragata Nuestra Señora de las Mercedes, España "tendría que probar que es el dueño de los objetos encontrados y que no los ha abandonado". Además, consideró que, en cualquier caso, la empresa debería llevarse un premio "generoso" por el rescate del pecio.

Stemm hizo estos comentarios en un correo electrónico enviado ayer a la agencia Reuters respondiendo a una serie de preguntas, en el que también destacó que espera una "solución colaborativa" de su disputa con España.

El Gobierno español demandó a Odyssey sobre la base de que España es la propietaria legítima de las 17 toneladas de monedas de plata y oro que la empresa recuperó del lecho marino el año pasado.

Stemm reconoció que la reclamación de España del tesoro podría ser legítima, y que éste podría proceder del barco Nuestra Señora de las Mercedes y las Ánimas, un barco español hundido en 1804 por los ingleses frente a las costas del Algarve.

No obstante, señaló que ésta es sólo una hipótesis de trabajo y que, por el momento, Odyssey no ha podido confirmar la identidad de ningún buque relacionado con el lugar en que fue hallado el pecio y con el tesoro, que se encuentra custodiado por un tribunal federal estadounidense.

"Actualmente, la litigación en curso con España supone un desafío a las relaciones diplomáticas", añadió Stemm. El presidente de Odyssey Marine Exploration, con sede en Florida, insistió en que su compañía ha actuado "de acuerdo con todas las leyes aplicables" y que el tesoro descubierto en el Océano Atlántico fue hallado fuera de aguas jurisdiccionales de ningún país. También dijo que espera que España niegue sus primeras alegaciones sobre que el tesoro se encontró en o cerca de aguas españolas, sin precisar nada más sobre este punto.

Por su parte, el Ministerio de Cultura ha convocado para hoy una rueda de prensa para exponer sus conclusiones respecto al caso Odyssey y su política de protección del patrimonio cultural subacuático. En estas últimas semanas, Cultura ha analizando "exhaustivamente" toda la información que posee sobre el Black Swan, incluido el informe de los expertos que tuvieron la oportunidad de analizar el material procedente del pecio, y que "concuerda con los datos que maneja el Ministerio", alegan desde Cultura.

El juez Mark A. Pizzo que instruye el litigio frente a la empresa norteamericana en Tampa (Florida) dio de plazo a España hasta el 9 de mayo para que expusiera sus conclusiones.

En la rueda de prensa estará presente, entre otros, el director general de Bellas Artes y Bienes Culturales, José Jiménez, que la semana pasada declaró que España tenía "grandes perspectivas de recuperar" el tesoro capturado por la empresa Odyssey tras el reciente análisis de las monedas en Tampa (Florida) a cargo de una delegación gubernamental, que viajó a Estados Unidos a mediados de abril.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios