Presente y futuro de las células madre

  • La Academia, hoy

LA medicina actual está inmersa en la era de las tecnologías de la información y comunicación, en los sistemas de calidad y mejoras continuas, en la medicina basada en el rigor y en los modelos preventivos. Los avances que se están produciendo son espectaculares y a un ritmo muy rápido. De ahí la necesidad de su actualización, divulgación y desarrollo de programas y actividades de difusión de contenidos de salud cada vez mas demandados por la sociedad.

De esta manera, en la Real Academia de San Dionisio, como divulgadora de la cultura universal en sus tres pilares constitucionales (ciencias, artes y letras) estamos desarrollando actualmente, en las sesiones de los martes, el tradicional ciclo denominado 'La Medicina en la Academia', comunicando estos avances y contribuyendo con ello a una mejora en su calidad de vida de los afectados y a una influencia positiva en la sociedad del bienestar.

El avance de la medicina ha permitido desarrollar técnicas que consiguen reparar los tejidos como son los trasplantes, cuyo descubrimiento algunos científicos han comparado en su magnitud y alcance como el descubrimiento de la penicilina. No obstante los trasplantes no están exentos de complicaciones, abriéndose en los últimos años nuevas posibilidades a través de lo que se ha denominado medicina regenerativa, que se propone reparar los tejidos y órganos dañados utilizando mecanismos similares a los que usa el organismo para la renovación de las poblaciones celulares que van envejeciendo y que deben ser sustituidas por otras que suplan su función y así han surgido las células madre como un reto importante para el futuro del ser humano.

Las células madre son células indiferenciadas que tienen la capacidad de replicarse y que bajo ciertas condiciones pueden ser inducidas a diferenciarse en células específicas y diferentes.

La investigación es particularmente intensa en patología degenerativa como en las enfermedades de Alzheimer, Parkinson y diabetes mellitus caracterizadas por la muerte de células neuronales y pancreáticas respectivamente y así la posibilidad de regenerar esta pérdida mediante la inyección de progenitores celulares es tremendamente alentadora y atractiva. Sin embargo no se han conseguido pruebas contundentes de que estas estrategias sean muy eficaces. Otras de las áreas exploradas es la cardiovascular: infartos e isquemia miocárdica y patologías coronarias que han sido objeto de utilización de células madre en ensayos clínicos con progenitores celulares procedentes de médula ósea de adultos, habiéndose obtenido resultados esperanzadores.

Existen células madre de procedencia embrionaria y de adultos. Las primeras se encuentran en el embrión o feto y las segundas en el recién nacido o en el individuo adulto. Las células madre adultas provenientes de la médula ósea son las que se utilizan desde hace años en los trasplantes de médula ósea.

En 1988 se usaron por primera vez células madre de cordón umbilical como alternativa para un trasplante de médula ósea en un niño con anemia de Fanconi.

Desde el punto de vista ético la utilización de células madre no embrionarias es universalmente aceptada.

Hoy, donde cada vez mas la ciencia hace posible lo que antes era fantasía, la investigación de la aplicación de células madre en un futuro nos proveerán de tejidos y órganos en reposición, siendo este tema una de las mas importantes metas en la biología y medicina del siglo XXI y que el camino abierto no va a enfrentar a la ciencia con la conciencia pues si al principio muchos pensaron que no existía otra vía mas que la utilización de células de embriones, la ciencia ha ido desarrollando casi de forma paralela una vía alterativa exitosa.

Creo que es imperativo que las sociedades científicas no se conformen con comunicar lo que es posible de hacer, sino que ayuden a establecer lo que debe hacerse, lo que es mejor para el individuo enfermo, para la comunidad y para el ser humano teniendo como principio rector el que la ciencia es un instrumento al servicio del hombre y que en ningún caso pueda utilizarse lesionando la dignidad de los individuos. Los derechos del ser humano deben respetarse sobre los derechos de la ciencia y la sociedad.

Sobre este apasionante tema, 'Presente y futuro de la utilización de células madre en biomedicina', desarrollará su conferencia el profesor José Vilches, catedrático de Histología de la Facultad de Medicina de Cádiz y presidente de la Real Academia de Medicina de Cádiz en la sede de la Real Academia de San Dionisio, calle Consistorio, hoy martes, 1 de junio, a las 20,30 horas a cuyo acto les invitamos muy cordialmente a asistir.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios