"Siempre que puedo trato de hacer proselitismo del consumo de vino"

  • Fátima Ruiz de Lassaleta ingresa esta noche como nuevo miembro de número de la Real Academia de San Dionisio de Ciencias, Artes y Letras

Comentarios 1

Tras haber pasado tres años como académica correspondiente, Fátima Ruiz de Lassaleta ingresa a las ocho y media de esta noche como nuevo miembro de número en la Real Academia de San Dionisio de Ciencias, Artes y Letras, ingreso para el que ha escogido un discurso titulado ‘In vino veritas’. Le contestará en nombre de la Corporación el académico Francisco Fernández García-Figueras. El acto se desarrollará en la sede de la calle Consistorio 13 y la entrada es libre para todas aquellas personas que estén interesadas.

Para ella “es un privilegio, como escritora aficionada y aprendiz de humanidades, ser recibida como miembro de número en la Academia de San Dionisio, pues si en los últimos 25 años el doctor Francisco Fernández García-Figueras y la junta de Gobierno que presidía lograron situarla entre las primeras y más prestigiosas academias de Andalucía, también ha sido el gran humanista García-Figueras, quien ha procurado una transición ejemplar a la nueva junta de gobierno que preside el doctor en pediatría Joaquín Ortiz.

Ruiz de Lassaleta explicó que “los tres últimos años que conocí como académica correspondiente fueron excepcionales en la calidad y cantidad de los actos culturales e institucionales que se celebraron y en la nueva junta de gobierno participan por igual, a mi juicio, la tradición y la modernidad para las ciencias, las bellas artes y las buenas letras: médicos de prestigio, músico, poeta, escritor- comunicador y economista. Y en la mejor actividad y dedicación académica también un plantel de catedráticos, profesores, historiadores, pintores y periodistas. Y que decir de los enólogos e ingenieros que son y están”. En este sentido señala que “cada martes lectivo, excepto en verano, Navidad y Semana Santa, es una fiesta para el espíritu en actos públicos de especial interés, por la calidad de sus protagonistas y convocados”.

Para la nueva académica, “compartir estrado con personas como Manuel Morao, a quien admiro tanto por su arte flamenco, con Juan Padilla el pintor del jerez por excelencia, y en el próximo futuro con los ya académicos correspondientes como son Álvaro Domecq, por su trayectoria y arte ecuestre y Manuel Domecq por su dedicación a la Casa de Benavente y a la conservación de su archivo, me parecerá un honor como jerezana en ejercicio”. También señaló que “las relaciones de la Academia de San Dionisio con las instituciones andaluzas, provinciales y locales son excelentes, óptimas y ello sin duda redundará en la importancia de los programas que prepara cada curso mejor”.

Ruiz de Lassaleta manifestó su preocupación porque “cuando paso por los bares y restaurantes no se ven copas de jerez sobre las mesas y sí de otras bebidas, por lo que trato de hacer siempre que puedo proselitismo del consumo del vino, especialmente el de Jerez, que es el mejor vehículo para facilitar la comunicación entre las personas, ya que agudiza el ingenio, desarrolla la simpatía y en esa comunicación puede estar la solidaridad entre las personas de la que tan necesitados estamos hoy en día”.

Hace unos días también ingresó en la Academia otra mujer, la historiadora y bodeguera Carmen Borrego y a la institución pertenece asimismo la poetisa Vicenta Guerra, por lo que Ruiz de Lassaleta considera que “no se trata de cubrir una cuota sino que, de alguna manera, la junta de gobierno se está dando cuenta del interés que tiene traer a mujeres a sus tres secciones”.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios