Ventanas a una nueva realidad en Galería Belén

  • La pintora María Eugenia Heras muestra en la sala jerezana sus obras hasta el 22 de febrero

Hermosos paisajes, ventanas a una nueva realidad, pinceladas de una vida que sonríe y juguetea con nuestra mirada. Son algunos retazos de la primera exposición individual de la pintora "autodidacta" María Eugenia Heras, que muestra hasta el próximo 22 de febrero sus obras en la jerezana Galería Belén. Todo este trabajo es el resultado de un "proceso de maduración de la obra", que consta de tres fases, y que cautivó desde un primer momento al crítico de arte Bernardo Palomo.

"Lo primero que me planteo es plasmar la realidad en un lienzo, reinterpreto las cosas cotidianas. En principio me fijo en el color, pero después, muy poco después, más allá del color, veo rayas, que es lo que al final centra mi trabajo. Ellas captan toda mi atención", cuenta María Eugenia, que explica el proceso de elaboración de su trabajo. Así, una primera etapa se centra en la plasmación de la realidad a través de las rayas. "Las capturo y las coloco en su lugar. Juego con eso. Y obtengo una realidad muy precisa, pero impersonal". A partir de aquí, la artista entra en una segunda fase en la que se exige más a las rayas, "ya no es sólo atraparlas. En este momento empiezo a liberarlas en el lienzo. Es un momento de mezcla. Sigo observándolas y todavía me quieren mostrar más". En este punto de inflexión María Eugenia se introduce en la tercera fase de trabajo, a la que denomina "de fusión", en la que las rayas logran una liberación total en el lienzo y ofrecen una forma abstracta. "A partir de aquí trato de esculpir sobre ellas elementos, y es cuando me muestran otra vez la realidad, pero ya es como llamo yo una realidad más personal", cuenta Heras, la que espera acercar a los espectadores, "porque lo que hago es una fuerza desde mi interior al lienzo. Parte de esta fuerza me gustaría transmitirla a los demás. Quiero contagiarla".

La dedicación a la pintura de Heras comenzó hace cuatro años, aunque reconoce que siempre la ha sentido dentro. "Lo que ocurre -apunta la artista- es que las circunstancias se han dado en este momento y es cuando, sin explicarlo, he conseguido desarrollar lo que he llevado dentro. Ha ido surgiendo. Ha sido una necesidad muy fuerte. He podido y lo he plasmado. Es un proceso que me llena mucho".

Esta muestra tiene "muy ilusionada" a María Eugenia. Un momento que quiere aprovechar "ya que cada día esta fase me ofrece cosas nuevas. Es como si las rayas tuvieran sus propia personalidad y me sorprendieran con aspectos diferentes".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios