El fin del mundo, más cerca del lector

  • El profesor jerezano Francisco Antonio García Romero traduce y comenta del griego por primera vez al castellano la obra 'El Anticristo' de Hipólito (Ciudad Nueva), quien fundó la popular 'anticristología'

Comentarios 4

Con los escritos de Hipólito o, mejor, 'los Hipólitos' la humanidad se 'enfrenta' a una de las cuestiones más polémicas de la patrología o el tratado de los Santos Padres y sus escritos. Pocas figuras han despertado tan vivas discusiones pues actualmente se cree que con ese nombre existieron dos autores, pero de zonas distintas y de periodos temporales cercanos aunque diferentes.

El profesor jerezano Francisco Antonio García Romero ha traducido del griego y comentado por primera vez en español 'El Anticristo' de Hipólito (escrita en torno al 200 d. C.), que acerca al lector a la figura del Anticristo, que personifica en el cristianismo al antagonista de la Divinidad y que aparece de diferentes maneras en diversas culturas y épocas distintas, aunque especialmente en el mundo judío: desde Tiamat en el poema babilónico 'Enuma elish', hasta los Titanes y Gigantes de la mitología griega; desde Tifón en el mito egipcio hasta el Apocalipsis neotestamentario. El deseo de identificar al 'Antimesías' judío o al Anticristo cristiano o a ambos con algún personaje de la religión o de la historia llevó a confundirlo con Satán, con figuras históricas o con Roma y el imperio romano. Los supuestos correlatos históricos han sido muchos: Antíoco IV Epífanes, Pompeyo, Calígula, Nerón, Simón 'El Mago', Mahoma, Federico II 'El Grande', Napoleón o hasta el Papa, como el autor dice en una interesante introducción de la obra, editada por la editorial madrileña 'Ciudad Nueva' de la Colección de Patrística.

En concreto, en torno al emperador Nerón ya se había forjado una curiosa leyenda acerca de su muerte fingida y de su aparición después en otros lugares del imperio, lo que, sumado a sus crueldades (el matricidio sobre todo), contribuyó a que fuera considerado por los cristianos el auténtico Anticristo.

Las menciones del Anticristo o las alusiones a él son escasas en el Nuevo Testamento, pero a raíz de ciertas interpretaciones del Antiguo en Génesis, Daniel, etc. el Anticristo y el más allá constituyen dos temas principales de la apocalíptica cristiana a partir de la mitad del siglo II. El autor, Hipólito, funda una verdadera 'anticristología' que conservará su fama e influencia a lo largo de los siglos hasta nuestro 2012, año que tanto juego está dando al respecto gracias a las informaciones y noticias inquietantes y alarmistas sobre el fin del mundo.

La Colección de Patrística, dirigida por Marcelo Merino, constituye un auténtico esfuerzo de recuperación de la literatura cristiana de los primeros siglos, ofreciendo las principales obras de los Padres de la Iglesia, tanto de Oriente como de Occidente (siglos II-VIII). Los textos son traducidos de sus lenguas originales por un seleccionado equipo de traductores y patrólogos, y pueden ser muy útiles para cursos universitarios y para la profundización teológica y espiritual. Muchos de ellos se traducen por primera vez al castellano. Cada volumen consta de una amplia introducción, texto traducido, notas e índices.

García Romero, profesor del Instituto jerezano Santa Isabel de Hungría, además de sus trabajos sobre historia de Jerez en el Centro de Estudios Históricos Jerezanos (CEHJ) y sus traducciones y comentarios en diversas editoriales sobre autores griegos como Quinto de Esmirna, Procopio de Cesarea, Sinesio de Cirene o la famosa Hipatia de Alejandría, ya publicó en 2011 y en esta misma editorial una obra de Basilio de Cesarea ('A los jóvenes') que representa el encuentro definitivo entre la cultura clásica y la cristiana, bases de la cultura europea.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios